Interceptan una carta con balas dirigida al papa Francisco

  • El posible autor del envío desde Francia sería un individuo ya conocido por la policía vaticana
Interceptan una carta con balas dirigida al papa Francisco
El papa Francisco durante un acto litúrgico |EFE

Los Carabineros de Milán (Italia) han interceptado este lunes una carta dirigida al papa Francisco con tres balas de pistola y un mensaje en su interior relacionado con la malversación de fondos inmobiliarios en el Vaticano, que ha llevado a juicio al cardenal Angelo Becciu y a otras nueve personas.

En concreto, el sobre contenía tres perdigones tipo Flobert, calibre 9 milímetros, y el texto, escrito con bolígrafo apenas legible, está dirigido a "El Papa - Ciudad del Vaticano - Piazza San Pietro en Roma". El hombre que remitió la carta desde Francia sería conocido por la policía vaticana.

El Papa derogó en abril la ley que impedía que los cardenales de la Curia Romana fueran juzgados por un tribunal ordinario

El tribunal del Vaticano comenzó a finales de julio el juicio al cardenal Angelo Becciu, a quien el Papa destituyó por su dudosa gestión de los fondos reservados de la Secretaría de Estado en la compra opaca de un inmueble de lujo en Londres que causó un agujero millonario en las arcas de la Santa Sede. En este caso de malversación de fondos también serán procesadas otras 9 personas.

Se trata de la primera vez que la justicia del Vaticano sienta en el banquillo de los acusados a un miembro del colegio cardenalicio. De hecho, el Papa derogó en abril la ley que impedía que los cardenales de la Curia Romana fueran juzgados por un tribunal ordinario al decretar que puedan comparecer también como acusados o como testigos en un proceso en un tribunal de primera instancia del Vaticano, que está compuesto también por jueces laicos.

Hasta ahora solo podían ser juzgados o investigados por los otros cardenales que integran el Tribunal Supremo especial del Vaticano, el único ente jurídico competente para abrir una investigación contra los miembros de la Curia Romana, o por el mismo Papa.