El 22 de febrero, fecha marcada para poder volver a las zonas más emblemáticas del Retiro

Vista de la puerta de entrada del Alcalde Sáinz de Baranda al parque del Retiro
Vista de la puerta de entrada del Alcalde Sáinz de Baranda al parque del Retiro |EFE

El Ayuntamiento de Madrid reabrirá las zonas más emblemáticas del parque del Retiro a partir del día 22 tras la inspección de los destrozos provocados por el temporal filomena en el arbolado del parque.

Vídeo: Telemadrid | Foto: REDACCIÓN

La reapertura del parque se realizará de "forma parcial" y afectará a "gran parte" del parque salvo en las zonas especialmente afectadas y donde aún no se han podido realizar las tareas de comprobación del arbolado, informa este miércoles el diario "El Mundo" y han confirmado a Efe fuentes del Ayuntamiento.

De esta manera, a partir del día 22 los ciudadanos podrán acudir de nuevo al entorno del lago y a los jardines de Cecilio Rodríguez.

También estará abierta la zona de los jardines de Herrero Palacios, el Huerto del Francés, el Paseo de Coches y la Puerta de Hernani, según fuentes del Área de Medio Ambiente.

Estas nuevas zonas se suman al acceso por la puerta de Sáinz de Baranda, que conduce hasta la Biblioteca Eugenio Trías y la de Reina Mercedes, que conecta con el quiosco de hostelería Florida Retiro, según informaba hace unos días el consistorio.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, y el delegado del Área de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante, anunciaron este miércoles que el 80% del parque del Retiro quedará abierto el 15 de marzo y, el 20% restante, durante las dos semanas siguientes. Durante un acto en el Parque de La Gavia, el alcalde destacó que los operarios están trabajando en los parques para poder abrir cuanto antes, pero incidió en que "queremos garantizar la seguridad y la integridad física de las personas".

Miles de árboles afectados

La borrasca, entre el 7 y el 9 de enero, afectó a unos 10.000 de los 17.000 árboles que conforman el parque del Retiro de Madrid, un millar de manera irreparable.

El Filomena provocó en la capital que más de 800.000 árboles de los 1,7 millones en conservación municipal podrían haberse visto dañados, aunque "los servicios técnicos aseguran que el 90 % serán recuperables".