Una empresa madrileña logra reproducir un ciclón artificial para generar energía limpia y más barata

  • Tras años de investigación, ha sido capaz de crear un nuevo sistema de producción de energía renovable, un hito tecnológico avalado por la Unión Europa que recomienda invertir en su desarrollo
  • Las torres ciclónicas incrementan las potencias y producción de energía por unidad a un costo mínimo frente a las plantas eólicas convencionales
Una empresa madrileña logra reproducir un ciclón artificial para generar energía limpia y más barata
El ingeniero Javier Prieto junto al prototipo de una Torre Ciclónica |Ana Prieto

Una empresa madrileña de Alcobendas, tras años de investigación, ha sido capaz de crear un nuevo sistema de producción de energía renovable para combatir el cambio climático, reproduciendo de manera artificial el fenómeno natural de un ciclón. Todo un hito tecnológico avalado por la Unión Europea que lo ha considerado un proyecto disruptivo en el campo de las energías renovables, recomendando a estamentos gubernamentales, a empresas y multinacionales invertir en su desarrollo.

Una nueva fuente energética que, a diferencia de los proyectos que llevan décadas intentando aprovechar la energía cinética generados por el viento de los huracanes, ha ido más allá, logrando formar un miniciclón dentro de una torre de hormigón armado para obtener altas potencias de energía limpia a un menor coste.

Se trata, en definitiva, de "una nueva tecnología para combatir el cambio climático, con la que hemos conseguido curvas de potencia y de producción de energía con capacidades superiores a las energía eólica tradicionales", remarca a Telemadrid.es el ingeniero especialista en energías renovables Javier Prieto, al frente de la empresa familiar madrileña que ha desarrollado el sistema tras años de investigación e inversión en el proyecto basado en el fenómeno ciclónico.

“El vórtice ciclónico se forma en el interior de una torre (Generador de Conversión Ciclónica), generando electricidad a un menor precio y con mucha menor inversión que otras fuentes energéticas existentes”, incide.

El proyecto, presentado en Europa en el programa de investigación y desarrollo Horizonte 2020, ha sido calificado por los técnicos europeos como un sistema "disruptivo en el campo de las energías renovables" recomendando invertir en su desarrollo a instituciones gubernamentales, empresas europeas y privadas .

Su funcionamiento ya ha sido experimentado en túneles de viento en varias universidades alemanas, "trabajándose en más de 100 modelos reducidos de generadores para diseñar su estructura, llegándose a realizar más de 450 simulaciones tridimensionales a escala real", comenta.

“Ha sido realmente un camino bastante laborioso, modificando pequeños detalles, uno a uno, hasta obtener los resultados que nos propusimos, logrando obtener decenas de megavatios de potencia en tierra", dice Javier Prieto para incidir que "todos estos procesos y resultados han sido validados y ratificados por la empresa Análisis-DSC y la Universidad de Zaragoza".

Su funcionamiento

El funcionamiento de Generador Ciclónico es relativamente sencillo. “El viento, al chocar contra la torre ciclónica, penetra en su interior a través de unos convectores aerodinámicos convergentes formando un vórtice, con dos flujos de aire o torbellinos generadores de abundante energía eléctrica. Este miniciclón artificial, confinado y sin posibilidad alguna de escape, gracias a unos deflectores difusores convergentes, comprime el aire sobre una aeroturbina entubada de eje vertical para producir abundante energía eléctrica”, explica.

En este sentido, Javier Prieto remarca que el Generador de Conversión Ciclónica resuelve varios problemas que presenta otras fuentes de energía renovables, “convirtiéndose en una fuente alternativa mucho más eficaz y rentable”.

Así, dice, "nos marcamos como objetivos mejorar los rendimientos de producción que tienen los actuales campos de energía eólica, limitadas sus capacidades, entre otras cosas por las turbulencias que generan, así como lograr incrementar las potencias y producción de energía por unidad a un costo mínimo".

"Ambos objetivos -incide con satisfacción Javier Prieto- han sido logrados con el diseño de las torres ciclónicas, con las que hemos conseguido una mayor estabilidad y potencia en la producción de energía eléctrica, en comparación con otras fuentes de energía renovables, entre ellas las existentes torres eólicas".

Sus ventajas frente a las torres eólicas

  • No produce turbulencias, sólo un efecto sombra, por lo que las torres ciclónicas pueden estar mucho más próximas unas de otras.
  • Un parque de Generadores Ciclónicos ocupa mucha menos superficie que un campo eólico convencional, obteniéndose a su vez una mayor producción de energía.
  • La turbina entubada del Generador Ciclónico, con palas tres o cuatro veces más cortas que las eólicas, obtiene una eficiencia más elevada en la producción de energía que las energías eólicas actuales en tierra y en el mar.
  • Con una vida media de 100 años, su instalación, regulación y control es más sencillo y menos costoso, reduciéndose, en comparación con otras fuentes energéticas, los costes de mantenimiento al estar la turbina y el generador multipolar protegidos en su interior
REDACCION

“El rendimiento de un generador de tres palas libres (torre eólica) es muy bajo, se limita a un 42 a 43%; en cambio nuestra torre ciclónica tiene una turbina entubada cuyo rendimiento alcanza el 85%”, precisa, por lo que “una sola torre ciclónica es capaz de generar mayor producción de energía, pudiéndose adaptar su tamaño a las necesidades energéticas que tengamos, limitando la afección medioambiental”.

Otras de las ventajas que presenta es que “la producción energética en una torre ciclónica no se ve afectada tampoco por los cambios continuos del viento, como ocurre con las palas de las torres eólicas, que se ven obligados a ser reorientadas constantemente para que el viento choque lo mas perpendicular a ellas, por lo que la producción de energía en mucho más estable”, comenta.

Además, incide que al ser la estructura de la torre de hormigón armado, “su construcción no presenta ningún problema; no afectándole ni las ráfagas, ni las turbulencias ni los cambios de dirección del viento. funcionando en amplios márgenes de velocidades”, algo que no es posible con las torres eólicas actuales.

No son los únicos beneficios. “Los generadores eólicos convencionales, al producir altas turbulencias, requieren grandes extensiones de terreno en tierra y en el mar para su implantación, lo que provoca una gran afección medioambiental y paisajista; en cambio, un parque ciclónico en tierra ocuparía de 20 a 30 veces menos superficie, por lo que su impacto ambiental es menor”, añade Javier Prieto.

Además, incide, que al ser la estructura de la torre de hormigón armado, “su construcción no presenta ningún problema, presentando menores coste de instalación y bajos coste de mantenimiento al encontrarse el generador y la turbina en el interior de la torre, a la que tampoco afecta ni las ráfagas, ni las turbulencias ni los cambios de dirección del viento. funcionando en amplios márgenes de velocidades”, remarca.

Javier Prieto remarca que "después de 450 simulaciones estamos satisfechos con los resultados obtenidos y dispuestos para iniciar el proyecto de construcción de una unidad operativa de 7 a 10 megawatios de potencia y seguir en el escalado de diferentes potencias. Es un terreno apasionante de investigación y se requieren muchos medios económicos y de ingeniería para dar el salto definitivo", señala.

Para ello, dice, "queremos asociarnos con compañías multinacionales europeas del sector e inversores privados para que participen en este apasionante desarrollo de energías renovables basado en el fenómeno ciclónico".