Asalta el bufete de Rodríguez Menéndez y resulta ser el cabecilla de unos ladrones de 'narcos'

  • Ya han sido detenidas cuatro personas involucradas en 'vuelcos' a narcotraficantes
Parte d ela droga decomisada por la Policía Nacional
Parte d ela droga decomisada por la Policía Nacional |Europa Press

La sorpresa de la Policía llegó tras la detención de un hombre que asaltó un bufete de abogados para robar, el de Rodríguez Menéndez. Este hombre resultó ser el cabecilla de una red de ladrones dedicada a 'hacer vuelcos' a narcos. Es decir, a robarles a los narcos su mercancía.

Agentes de la Policía Nacional consiguieron así desmantelar un grupo criminal tras la detención de cuatro varones en el curso de la investigación de este robo en un despacho de abogados, que se produjo a finales del pasado mes de diciembre, según ha informado un portavoz de la Jefatura Superior de la Policía de Madrid.

Intervinieron más de 350 kilos de hachís

Los investigadores lograron relacionar a uno de los implicados en el robo del bufete con una organización dedicada a realizar 'vuelcos' a narcotraficantes, consiguiendo intervenir casi 350 kilogramos de hachís y dos vehículos en un dispositivo en la localidad madrileña Navalcarnero.

Las pesquisas policiales comenzaron a requerimiento de un Juzgado de Instrucción de la capital, que solicitaba averiguar las circunstancias de un robo con fuerza en un despacho del famoso abogado Emilio Rodríguez Menéndez, situado en el distrito de Tetuán, al que habrían accedido varios individuos encapuchados, consiguiendo sustraer una caja fuerte que contenía en su interior 60.000 euros, aproximadamente.

Fruto de las pesquisas para esclarecer el robo en el bufete, los investigadores acreditaron que el principal cabecilla del grupo criminal además formaba parte de una organización dedicada a realizar 'vuelcos' a narcotraficantes para así apoderarse de sustancia estupefaciente.

De hecho, los agentes comprobaron que este individuo había participado en un 'vuelco' el pasado mes de marzo, en la circunvalación M-40, donde este grupo interceptó un vehículo, sacó al conductor de forma violenta del mismo (esgrimiendo un arma de fuego y vistiendo uniformidad policial) y se apoderó del vehículo, que contenía en su interior, presuntamente, sustancia estupefaciente.

El detenido había participado en un 'vuelco' de marzo en la M-40

Las constantes vigilancias de los agentes obtuvieron resultado a finales de abril. La entrada y registro en un domicilio y en un garaje en la localidad de Navalcarnero concluyó con la detención del cabecilla y de otros dos varones y con la intervención de casi 340 kilogramos de hachís.

Estaban repartidos en más de 3.000 tabletas que, presuntamente, previamente habrían sustraído a otro grupo criminal, y de dos vehículos, uno de ellos implicado en el mencionado 'vuelco' del pasado mes de marzo en la M-40.

Además, se incautaron 8900 euros, varios dispositivos electrónicos, entre ellos dispositivos de geolocalización GPS que utilizaban los arrestados para realizar seguimientos a sus potenciales víctimas, lo que demuestra un alto grado de especialización delictiva.

Cuatro detenidos: tres hombres y una mujer

Por los hechos relacionados con el robo en el despacho de abogados del distrito de Tetuán, dos varones han pasado a disposición de la autoridad judicial como presuntos autores de un delito de robo con fuerza.

Asimismo, una tercera persona, una mujer, está siendo investigada por su presunta participación en la sustracción de la caja fuerte, continuando abiertas las pesquisas para el total esclarecimiento de lo sucedido.

Además de los cuatro detenidos, una mujer está siendo investigada

Respecto a los actos delictivos vinculados con los 'vuelcos' que motivaron la entrada y registro en el domicilio y el garaje de Navalcarnero, al cabecilla de la organización (involucrado también en el robo con fuerza en el despacho de abogados) se le imputan además los delitos de robo con violencia, apropiación indebida y contra la salud pública.

Los otros dos detenidos restantes han pasado a disposición judicial como presuntos responsables de un delito contra la salud pública, falsedad documental y robo con fuerza. Los cuatro son de origen marroquí, uno nacionalizado español.

Recomendamos