Septiembre cierra como el mes con el precio de la luz más caro de la historia

  • La media ha sido de 167,28 euros, superando a julio y agosto
  • Este jueves experimenta una leve caída del 0,04% del precio medio respecto a este miércoles
Septiembre cierra como el mes con el precio de la luz más caro de la historia
Luz |TELEMADRID

El precio medio diario de la electricidad en el mercado mayorista llegará a los 189,83 euros el megavatio hora (MWh) el jueves igualando prácticamente el récord histórico alcanzado este miércoles de 189,90 , en línea con las alzas que lleva experimentado durante los últimos meses.

Este nuevo incremento en la luz se produce en plena escalada del precio de todas las materias primas vinculadas a la energía en todo el mundo, como el gas, el petróleo y el carbón, lo que dispara al mismo tiempo los derechos de CO2, también en máximos históricos.

El precio de la luz marca este miércoles un nuevo récord y llega a los 189,9 euros/MWh
El precio de la luz marca este miércoles un nuevo récord y llega a los 189,9 euros/MWh
El precio de la luz marca este miércoles un nuevo récord y llega a los 189,9 euros/MWh

El precio de la luz marca este miércoles un nuevo récord y llega a los 189,9 euros/MWh

Respecto a hace una semana, cuando el precio de la electricidad en el mercado mayorista español dio un respiro por primer vez en todo el mes de septiembre, que ha ido encadenando un récord tras otro, el alza en el precio es del 15%. Comparándolo con hace un año (49,15 euros), la subida es del 286%.

El precio más alto este jueves se dará entre las 20:00 y las 21:00 horas, cuando alcanzará los 221 euros/MWh, mientras que el más bajo se registrará entre las 02.00 horas y las 04.00 horas, cuando cotizará a 145 euros.

En este contexto, el precio de la electricidad en España ya ha marcado previamente sus mayores precios históricos tanto en julio como en agosto, y septiembre ha rebasado ambos registros, hasta una media de 167,28 euros en el noveno mes del año.

No obstante, el Gobierno ya ha aprobado un plan de choque que contendrá de forma temporal estas subidas, al rebajar los impuestos y minorar algunos ingresos extraordinarios de las eléctricas, por lo que no se reflejará en las facturas de los consumidores.

Aun así, al tratarse de un problema global, la tendencia inflacionista en todos los tipos de energía podría trasladarse a la industria, pudiendo causar presiones en su actividad o la traslación de los precios a los consumidores.