Cae una red que explotaba sexualmente a nigerianas con ritos de vudú

La Policía Nacional ha desarticulado una organización que empleaba ritos de yuyu vudú para explotar sexualmente a mujeres de origen nigeriano, que eran obligadas a prostituirse en Lanzarote y Palma de Mallorca, ha liberado a cuatro de ellas y ha detenido a seis miembros de la red.

Estas mujeres, según ha informado la Dirección General de la Policía, eran captadas en su país de origen mediante faltas promesas de trabajo y ritos tribales para finalmente ser prostituidas.

Un ritual que se completaba con el sacrificio de algún animal frente a los ídolos del templo y con uñas o pelo púbico que tomaban a las víctimas para ser custodiados por los tratantes como garantía para que cumpliesen sus exigencias, bajo amenaza de muerte para ellas y sus familias. Las mujeres, muchas menores de edad y engañadas con falsas ofertas de trabajo en España, se comprometían bajo juramento a asumir una deuda de hasta 50.000 euros y aceptaban plena subordinación y obediencia a la madame y sus tratantes.

Según la Policía, desde su país eran obligadas a cruzar Níger y Argelia por medios terrestres hasta llegar a las costas de Marruecos, desde donde embarcaban en patera hacia Lanzarote. La investigación comenzó el pasado mes de febrero cuando los agentes identificaron a una mujer de origen subsahariano como posible víctima de trata de seres humanos y que, una vez atendida, confirmó las sospechas de los investigadores.

De esta forma se pudo acreditar la existencia de una organización de nigerianos asentada en Lanzarote y dedicada a la explotación sexual de sus compatriotas. Cada uno de los detenidos tenía asignada una tarea concreta dentro del grupo, y mientras unos las acompañaban en su traslado por Níger y Argelia hasta su embarque en Marruecos, otros las recibían en Lanzarote para una primera acogida en un inmueble y su posterior explotación sexual bajo un estricto control.

Finalmente, la operación policial se ha saldado con la detención de todos los miembros del entramado identificados en España, a los que se les imputan los delitos de trata de seres humanos con fines de explotación sexual, pertenencia a organización criminal, prostitución coactiva o proxenetismo y delitos contra los derechos de los ciudadanos extranjeros.

Se han realizado tres registros domiciliarios: dos en la ciudad de Arrecife (Lanzarote) y otro en la ciudad de Palma de Mallorca, donde los agentes se han incautado de numerosa documentación relacionada con la explotación sexual de las víctimas y efectos destinados a las ceremonias de yuyu vudú. E

sta operación se enmarca dentro del plan de la Policía contra la trata de seres humanos con fines de explotación sexual, puesto en marcha en 2013 y que supuso la activación de la línea telefónica 900 105 090 y el correo trata@policia.es para facilitar la colaboración ciudadana y la denuncia, anónima y confidencial, de este tipo de delitos.

A lo largo de la primera fase, -de abril de 2013 a diciembre de 2014-, se realizaron 462 operaciones que se saldaron con 1.450 detenidos y 11.751 víctimas potenciales detectadas.

También se mantuvieron 3.379 contactos con ONG e instituciones, que acogieron a 774 víctimas y se realizaron 963 actuaciones conjuntas con la Inspección de Trabajo en el ámbito de la explotación sexual, además de intervenir 29 millones de euros fruto de las investigaciones patrimoniales llevadas a cabo.

Mejores Momentos

Más de Ministerio de Justicia