Urreiztieta: “Aranda aseguró que había comprado a siete jugadores del Valladolid”

Entrevista con el subdirector del diario El Mundo Esteban Urreiztieta. El periódico una información en la que desvela algunas de las escuchas telefónicas que la policía practicó a Carlos Aranda, uno de los principales implicados en el Caso Oikos.

“A Carlos Aranda se le ha tenido intervenido el teléfono durante los últimos seis meses. Sus conversaciones no tienen desperdicio. Él sabía de antemano cómo iba a acabar el Valladolid-Valencia y aconsejó a sus amigos a que apostaran. En una de sus conversaciones confiesa que habían comprado siete jugadores para conseguir el amaño del partido”, comenta.

Varias reuniones

Según la información de El Mundo, el juez y la Policía Nacional aseguran que hubo una reunión en casa de Keko, jugador del Atlético de Madrid, cita en la que se habló del amaño del partido y a la que habrían acudido siete miembros de la plantilla. Hubo otra reunión entre Raúl Bravo y Borja Fernández en un restaurante propiedad de éste último, allí se habrían ultimado los detalles para que el Valladolid perdiera cero a dos.

“Los líderes de la trama llevaron a cabo apuestas millonarias a la victoria del Valencia y según las intervenciones telefónicas, a Borja Fernández se le realiza un anticipo de cincuenta mil euros por sus gestiones”, agrega.

Le preguntamos al subdirector de El Mundo que puede pasar a partir de este momento: “La investigación va a continuar, es previsible que se levante el secreto de las actuaciones en las próximas semanas; si es así conoceremos con todo lujo de detalles las conversaciones grabadas durante esos seis meses, aunque los detalles más relevantes son las que ya hemos contado”.