Isco sigue igual... de mal

Isco sigue igual... de mal

Isco Alarcón sigue instalado en el banquillo, el mismo lugar que ha ocupado desde la llegada de Santiago Solari al Real Madrid, que según el técnico argentino no tiene nada personal contra el centrocampista malagueño.

Dijo tras el partido contra el Betis que "de ninguna manera" su suplencia obedece a una cuestión personal, ya que "todos los que forman parte del plantel están en disposición de jugar".

Futuro lejos de Madrid

Como ya adelantó Telemadrid, Solari no cuenta con el jugador. Isco no vestirá de blanco el próximo año.

No jugó contra el Betis ni cuando no había ni un solo jugador ofensivo en el banquillo de la primera plantilla. Hasta Brahim, recién llegado, saltó ante al césped en la escenificación de un divorcio que ya no tiene marcha atrás.

Ya se ha convertido en una costumbre verle con el rostro serio tanto al inicio como al final de cada encuentro cuando conoce que sale de nuevo desde el banquillo. Cuando abandona los campos sin jugar ni un solo minuto.

La actitud del jugador

Lo de Solari ya es la historia de siempre cada vez que le preguntan por el malagueño. El entrenador del Real Madrid acusaba su estado de forma. Le pedía más trabajo en los entrenamientos.

La actitud del jugador ha acabado por enfadar y mucho en la Casa Blanca. Al jugador no le ha gustado estar en el cajón de salida en el mercado de invierno y al cuerpo técnico su falta de ganas.

Un conflicto el que también la directiva le ha dado la espalda y donde los capitanes han dado su opinión. Está claro que Isco cada vez lo hace más cerca de otro equipo.

Mejores Momentos

Más de Real Madrid