LaLiga pide que el clásico del 26-0 se juegue en Madrid y no en Barcelona

LaLiga pide que el clásico del 26-0 se juegue en Madrid y no en Barcelona

LaLiga ha solicitado al Comité de Competición de la Real Federación Española de Fútbol que el partido Barcelona-Real Madrid, previsto para el próximo sábado 26 de octubre a las 13.00 horas en el Camp Nou, se dispute el estadio Santiago Bernabéu, según ha podido confirmar el programa 120 Minutos de Telemadrid

La petición de la Liga de Fútbol Profesional se produce por temor a incidentes alrededor del partido debido a la situación política en Barcelona tras la sentencia del procés y para evitar situaciones que puedan comprometer la seguridad tanto dentro como fuera del estadio azulgrana.

Ambos clubes rechazan la petición

El Real Madrid ha rechazado la opción de jugar el clásico del 26 de octubre en el estadio Santiago Bernabéu.

Fuentes cercanas al equipo blanco afirman que, pese al rechazo del club por invertir los campos, el Real Madrid no descarta la opción de aplazar el partido a otra fecha.

El FC Barcelona también se ha opuesto a la petición de LaLiga de jugar el primer clásico de la temporada en el Santiago Bernabéu.

Altercados en Barcelona

Los altercados producidos este martes entre grupos violentos de manifestantes y policías en diferentes puntos de Cataluña se saldaron con 125 heridos que han sido atendidos por el Sistema de Emergencias Médicas, 18 de ellos trasladados a hospitales, aunque ninguno de ellos reviste gravedad.

Para el 26 de octubre está prevista una gran manifestación convocada por independentistas catalanes. El Barcelona-Real Madrid corresponde a la décima jornada de la LaLiga.

Antiviolencia declara el clásico de alto riesgo

La Comisión Antiviolencia ha decidido declarar de "alto riesgo" el partido.

Anoche el Gobierno en funciones se comprometió en un comunicado garantizar la seguridad en Cataluña ante un movimiento "coordinado por grupos que utilizan la violencia en la calle para romper la convivencia en Cataluña".