Ayuso pide a Sánchez un cambio legal para poder expulsar a los 'okupas' en 12 horas

Ayuso pide a Sánchez un cambio legal para poder expulsar a los 'okupas' en 12 horas

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha anunciado que, en su primera reunión con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, le va a solicitar que haga un cambio legislativo para que los 'okupas' estén en la calle en 12 o 24 horas después de que hayan entrado en una casa.

Además, también ha anunciado que esta misma semana dará instrucciones a los servicios jurídicos de la Comunidad para que se agilice al máximo el desalojo de 'okupas' en viviendas públicas de Madrid.

La 'okupación' es uno de los temas que más preocupa a los madrileños. Nuestro programa La Solución ha abordado el asunto en profundidad recogiendo múltiples testimonios.

La okupación ilegal afecta sobre todo a grandes ciudades ¿Cuál es la solución?
Según la Delegación de Gobierno en la Comunidad de Madrid, a día de hoy hay unas 4.200 viviendas ocupadas

Según la Delegación de Gobierno, en la Comunidad de Madrid hay a día de hoy unas 4.200 viviendas ocupadas, de las cuales la mitad corresponderían a viviendas públicas de la Agencia de Vivienda Social, y el resto son viviendas libres ocupadas.

La Comunidad de Madrid denunció hace unas semanas ante la Fiscalía Superior de Madrid la ocupación de 59 viviendas públicas por parte de mafias. Se trata de inmuebles de la Agencia de Vivienda Social, 16 están en la capital y el resto repartidas en diez municipios.

Tráfico de drogas, prostitución y despiece de vehículos son las prácticas asociadas a las mafias de 'okupación'

El Ejecutivo atribuye la usurpación de estos pisos a grupos de delincuencia organizada que se lucran con los inmuebles. Tráfico de drogas, prostitución y despiece de vehículos son algunas de las prácticas delictivas detectadas a estas supuestas mafias.

La Comunidad ha constituido, junto al Ayuntamiento de Madrid, una mesa de trabajo sobre la ocupación y ha solicitado a la Delegación del Gobierno que extreme la vigilancia en zonas sensibles.