Ana Julia Quezada, su perfil no es el de una psicópata

Ana Julia Quezada, 38 años y natural de la República Dominicana. Todos se hacen la misma pregunta. ¿cómo pudo hacerlo y sobre todo, cómo fue capaz de ocultar lo que había hecho? Durante 12 días la detenida ha mantenido una doble cara ante todos, sobre todo ante la familia y el padre del pequeño

Ella era el apoyo del padre de Gabriel. Incluso, se la vió emocionada en las concentraciones de apoyo. Y lo hizo, con mucha sangre fría, queriendo tener parte de protagonismo. No dudó en introducirse ella misma en una entrevista en directo para la televisión.

Los expertos coinciden en que su perfil psicológico no es el de una psicópata. Concluyen que la presunta asesina del pequeño Gabriel sabía perfectamente lo que hacía y explican que en casos similares esta actitud de frialdad es relativamente normal.

Una frialdad que mantuvo hasta el final. En el momento de su detención por parte de los agentes de la Guardia Civil estaba hablando con un periodista por teléfono.

Ya entonces llevaba el cadáver del pequeño en el maletero de su coche.