Ruiz-Gallardón: "Sí, tendría un hijo con malformaciones graves" | Telemadrid – Radio Televisión Madrid

Ruiz-Gallardón: "Sí, tendría un hijo con malformaciones graves"

Surgen las primeras voces discrepantes en el PP: Cristina Cifuentes, Rosa Valdeón, Borja Sémper

El PSOE convoca en Madrid una cumbre europea por la libertad de las mujeres

El Partido Socialista francés convoca una concentración ante la embajada española

Alberto Ruiz-Gallardón

nacional

| 27.12.2013 - Actualizado: 15:19 h
REDACCIÓN

El ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, asegura que hubiera tenido un hijo con malformaciones graves "sin dudarlo", ya que es una "convicción personal". En una entrevista con ABC, Gallardón señala que la ley del aborto, que próximamente iniciará su tramitación parlamentaria, es la más avanzada y progresista que ha hecho el Gobierno y se ha mostrado convencido de que tendrá continuidad en otros países europeos.

Aunque cree que hay "algunos aspectos" del proyecto de ley susceptibles de mejora durante la tramitación parlamentaria, asegura "con rotundidad" que es un texto muy elaborado, que ha delimitado claramente los principios y éstos son "irrenunciables".

"Tengo muy serias dudas de que vaya a tener la oportunidad de poner en marcha una transformación tan extraordinaria como esta: ni túneles, ni Metro, ni el resto de las reformas legislativas...", dice el ministro.

Respecto a si el PP dará libertad de voto a sus diputados, considera que todos los miembros del partido están obligados a cumplir el contrato que firmaron con los ciudadanos cuando aceptaron el programa electoral, en el que figuraba el compromiso de reformar la actual ley.

CRITICA LA SOBERBIA INTELECTUAL DE LA IZQUIERDA

En otra entrevista que publica La Razón, Gallardón asegura que detrás de la "batalla política" del PSOE, no hay más que "soberbia intelectual por parte de la izquierda, una profunda irritación porque una mayoría social desautorice las medidas que adoptaron mientras estaban gobernando".

Entre las razones que esgrime para sustituir la actual ley de plazos por una de supuestos, el titular de Justicia subraya que la norma socialista "deshumaniza absolutamente el drama del aborto, lo considera más como un método abortivo".

Gallardón afirma que la ley "va a acabar con el mito de la pretendida superioridad moral de la izquierda" y subraya que el aborto no es un derecho, es un drama, una tragedia personal para el concebido, para la mujer y para la sociedad.

A pesar de estar convencido de que la nueva ley no va a suponer una pérdida de votos para el PP, subraya que "hay decisiones en la vida política y en la vida en general que no pueden estar sometidas a un interés electoral".

Asegura que "absolutamente" todo el Gobierno apoya la reforma y dice que le gustaría que disminuyese el número de abortos, aunque "sea cual sea la evolución estadística", es "una ley justa, humanista y progresista".

PRIMERAS VOCES CRÍTICAS EN EL PP

Las entrevistas se producen tras recibir las primeras voces críticas desde el PP, como la de la delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, quien ha dicho, en una entrevista en RNE, ser más partidaria de una regulación de plazos en lugar de la de supuestos. Cifuentes ha dicho que personalmente está más de acuerdo con una regulación de plazos, aspecto en el que ha indicado que no comparte la opinión mayoritaria de su partido, aunque ha confesado que "es un tema muy complicado" y que debe aceptar la medida que se ha adoptado.

No ha sido la única opinión crítica dentro del partido, ya que la alcaldesa de Zamora, Rosa Valdeón, ha asegurado que elevará al Ministerio de Justicia su disconformidad con la reforma que ha promovido el Ejecutivo, a través del ministro responsable de ese departamento, Alberto Ruiz-Gallardón. "Es verdad que la ley anterior puede necesitar una actualización, pero lo que no es razonable es que se elimine el aborto cuando haya riesgo de malformación del feto", ha señalado Valdeón, quien forma parte de la directiva del PP.

El presidente del PP de Guipuzkoa, Borja Sémper, ha admitido, por su parte, que hay aspectos de la reforma de la ley que "no le gustan" y ha defendido que el proyecto se vote "en conciencia" porque "los partidos políticos no deben ser sectas". Sémper ha explicado que no cree "en un Estado que se meta en la vida de las personas hasta el punto de imposibilitar tomar decisiones sobre su propia vida".

EL PSOE ANUNCIA UNA CUMBRE EUROPEA EN MADRID

Por su parte, el PSOE ha anunciado que va a convocar una cumbre europea en Madrid por "la libertad de las mujeres" para fijar una estrategia que frene el anteproyecto de reforma de la ley y recabar apoyos de parlamentarios "de cualquier formación política", así como de asociaciones y sectores afectados.

Lo ha anunciado la vicesecretaria general, Elena Valenciano, en una rueda de prensa tras una reunión de la Ejecutiva y parlamentarios europeos, en la que destacado que el PSOE va intentar reunir "voces y manos" para impedir que la reforma llegue al Parlamento. "Buscamos aliadas, no ventaja política" en torno a un pacto de género, ha dicho Valenciano, quien ha mostrado su convencimiento de que dentro del PP "hay muchas mujeres sensibles" a esta iniciativa.

El Partido Socialista (PS) francés anunció la convocatoria este viernes, de una concentración ante la embajada española en París con el objetivo de protestar contra la reforma de la ley del aborto presentada por el Ejecutivo de Mariano Rajoy. "El proyecto es un ataque sin precedentes contra el derecho de las mujeres a disponer de sus cuerpos. Tendrá consecuencias dramáticas, empujando a la clandestinidad a las mujeres que deseen abortar, en detrimento de su seguridad y de su salud", dijeron los socialistas galos en un comunicado.

La protesta está prevista a las 13.00 hora local (12.00 GMT), y busca recalcar que "el derecho a abortar es un derecho fundamental" y universal, por lo que su cuestionamiento "es intolerable".