Rajoy "no tiene intención" de subir el IVA ni de retrasar más la edad de jubilación

Montoro afirma que la próxima reforma fiscal será la de reducir impuestos

nacional

| 12.06.2013 - Actualizado: 20:32 h
REDACCIÓN

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que el Gobierno "no tiene intención" de volver a subir el IVA ni tampoco de retrasar la edad de jubilación más allá de lo que ya está previsto en la última reforma del sistema, y ha avanzado que en el Consejo Europeo de finales de mes se intentará que el Banco Europeo de Inversiones (BEI) "tome decisiones" para hacer llegar crédito a las pymes.

En la sesión de control al Gobierno en el Pleno del Congreso, el portavoz parlamentario de CiU, Josep Antoni Duran i Lleida, ha preguntado al presidente por las recomendaciones de la Comisión Europea (CE) que, entre otras cosas, hacían referencia a temas como la necesidad de revisar los artículos y servicios que pagan IVA reducido o la sostenibilidad a futuro del sistema de las pensiones.

Rajoy, que ha recordado que estas recomendaciones las hacen "los 27 estados miembros por decisión de los propios países", ha asegurado que la Comisión Europea no ha incluido en sus conclusiones ninguna recomendación de subir el IVA, y que "el Gobierno no tiene intención" de hacerlo.

Además, ha indicado que se está negociando con sindicatos y patronal para "intentar mejorar" las Políticas Activas de Empleo, y que en materia de pensiones la "prioridad fundamental" de su Ejecutivo es "garantizar el sistema para el futuro". "No ampliaremos la edad de jubilación, no la extenderemos más allá (de los 67 años a partir de 2027) y, siempre que podamos, seguiremos subiendo las pensiones", ha dicho.

Con respecto al "tema capital" de la falta de crédito, Rajoy ha señalado que ya ha tomado "decisiones importantes" como las recogidas en el proyecto de ley de Emprendedores o en diferentes reales decretos aprobados tras el último Debate sobre el estado de la Nación; y que se tratará de que el BEI también aporte su granito de arena.

DOS AÑOS MAS PARA EL DEFICIT

Por otra parte, Rajoy también ha recordado que en el informe de Bruselas se recoge el cambio de la senda de estabilidad, que prevé "más margen" de déficit para los ejercicios 2013, 2014 y 2015, años durante los que habrá que "mejorar el saldo estructural" pero sin exigencias de "medidas adicionales", al menos este ejercicio.

Asimismo, se retrasa hasta 2016 la obligación de reducir el déficit por debajo del 3%. "Estamos de acuerdo (con estas propuestas), lo pedíamos en nuestro Programa de Estabilidad. Es lógico, dados los esfuerzos de la sociedad y de la recesión en que están inmersas España y Europa, que es cuando es más difícil reducir el déficit", ha añadido.

Por último, Rajoy ha defendido que la Comisión también "valora" el Plan Nacional de Reformas remitido por el Ejecutivo porque "dice que va en la buena dirección" y lo único que sugiere es que "se apliquen con rapidez". "Es un respaldo a lo que estamos haciendo, que es un plan muy útil para conseguir el gran objetivo nacional: el crecimiento económico y la creación de empleo", ha concluido el presidente.

¿CON QUE VERSION NOS QUEDAMOS?

Por su parte, Duran i Lleida ha recordado que en el debate de investidura Rajoy justificó que el PP no apoyara la reforma de las pensiones planteada por el anterior Gobierno socialista en que "había muchos que se jubilaban antes de la edad" legal, por lo que se concluyó que "tocaría todo" menos esto. "Ahora, la reforma parece necesaria y urgente", ha contrapuesto.

Por ello, el nacionalista catalán se ha preguntado si esta reforma será "consensuada" como la anterior y si se "alargará" ese consenso también a los agentes sociales. Además, se ha interesado por las medidas que se incluirá en esta revisión del sistema "más allá de alargar la edad de jubilación y la sostenibilidad".

En este punto, se ha preguntado por las medidas a adoptar para los trabajadores mayores de 50 años, por los que el Gobierno "no hace nada absolutamente, ni habla ni toma medidas, sino que reduce las bonificaciones de la Seguridad Social y las Políticas Activas de Empleo". "Deben rectificar", le ha instado.

Con respecto al IVA, el democristiano se ha preguntado "con qué versión" quedarse, ya que se han incumplido las promesas de la campaña electoral y del debate de investidura, y ahora tanto Rajoy como el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, aseguran que no subirá. "En todo caso, el ministro (de Industria, José Manuel) Soria dijo lo contrario la semana pasada. *Va a modificarlo o no?", ha reiterado, interesándose también por saber si un posible incremento podría compensarse con una bajada del IRPF.

Finalmente, Duran ha emplazado al presidente a que, en lugar de "hablar reiteradamente" del problema del crédito, acepte alguna de las propuestas que CiU plantea a este respecto, y le ha recordado que ahora es "banquero" ya que existen tres entidades nacionalizadas. "Ayer llamaba a la responsabilidad de los bancos. *Qué piensa hacer usted con el crédito?", ha concluido.

MONTORO AFIRMA QUE LA PRÓXIMA REFORMA FISCAL SERÁ LA DE REDUCIR IMPUESTOS

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha asegurado que la próxima reforma fiscal que acometerá el Gobierno será "la de reducir la fiscalidad a los que menos renta tienen", lo que comenzará -ha recordado- con la aplicación del IVA de caja a pymes y autónomos desde enero de 2014.

Durante la sesión de control en el Congreso, ha dicho que esa reforma fiscal será posible porque habrá crecimiento económico y que a ello contribuirá el afloramiento de bases imponibles como consecuencia de la lucha contra el fraude fiscal.A este respecto, ha recordado que la obligación de declarar las cuentas y bienes en el extranjero ha permitido en abril ensanchar la base imponible en 87.300 millones de euros.

Montoro ha hecho estas consideraciones después de que el diputado socialista Pedro Saura le preguntara cuáles eran las intenciones del Gobierno respecto al IVA y asegurara que si Montoro anuncia una reforma fiscal "los españoles se pueden echar a temblar".

En opinión de Saura, lo que tiene que hacer el Ejecutivo es aumentar en 1.000 empleados la plantilla de los inspectores de Hacienda y acabar con los 90 millones de billetes de 500 euros que están en circulación. "Lo que no pagan los de la amnistía fiscal lo tenemos que pagar los demás", le ha echado en cara Saura.