Torra asistirá a la inauguración de los Juegos Mediterráneos pero descarta la foto con el Rey

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha decidido asistir a la ceremonia de inauguración de los Juegos Mediterráneos de Tarragona que tendrá lugar esta noche, donde coincidirá con el Rey y con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. Quim Torra ha anunciado, sin embargo, que ningún miembro del Gobierno catalán irá a ningún acto convocado por el Rey ni le invitarán a actos institucionales de la Generalitat, y que renuncia a la vicepresidencia de honor de la Fundación Princesa de Girona (FPdGi).

Torra ha anunciado su decisión de acudir al acto de inauguración a través de una declaración institucional que ha leído este mediodía desde el salón Torres Garcia del Palau de la Generalitat, después de mantener la incógnita sobre su asistencia hasta pocas horas antes de la ceremonia inaugural de los Juegos Mediterráneos.

Esta misma semana, Torra había pedido por carta que Felipe VI se viera con él aprovechando la ceremonia, para hablar de una negociación Estado-Generalitat sobre el proceso soberanista. "He esperado hasta el último momento a que el Rey reflexionase" pero ha sido en vano, ha dicho en una declaración institucional.

Durante la semana se había confirmado la asistencia del Rey y del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, mientras que la Generalitat había dejado en el aire la presencia de Torra.

Torra ha dicho que irá a la ceremonia de lo Juegos Mediterráneos porque es un acto en Cataluña, y prevé entregar a Felipe VI el informe del Síndic de Greuges sobre el 1-O.

Ha asegurado que actúa así por la dignidad de las instituciones y el pueblo de Cataluña: "No podemos hacer como si nada y no haremos como si nada" ante la existencia de soberanistas presos o en el extranjero.

EL GOBIERNO ASEGURA QUE EL REY CUMPLIÓ CON SU OBLIGACIÓN

El Gobierno aseguró este viernes que "jamás" hará "política" con un acto institucional como los Juegos Mediterráneos y que buscará, "día tras día", que haya "un proceso de normalización de la vida democrática". De esta manera, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, la portavoz del Ejecutivo y ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá, ante la expectación generada por la inauguración de los XVIII Juegos Mediterráneos que acogerá Tarragona, y a la que acudirán el Rey, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el de la Generalitat, Quim Torra.

Para el Gobierno, según Celaá, "el Rey cumplió con su obligación, con las obligaciones constitucionales que tiene la Corona" y reafirmó "el poder de las instituciones españolas". Y "si la Generalitat desea no invitar al Rey, será un problema no para el Rey, pero sí para Cataluña" porque será que la Generalitat "no representa a la totalidad de Cataluña".

"El Gobierno está en marcha por la distensión, en ese camino", respondió Celaá cuando se le preguntó si habrá algún tipo de respuesta por parte del Ejecutivo a la Generalitat ante la postura de Torra contra el jefe del Estado.

EL ALCALDE DE TARRAGONA: LOS JUEGOS MERECEN LA PRESENCIA DE TORRA

El alcalde de Tarragona, Josep Fèlix Ballesteros, ha afirmado hoy que un acontecimiento como la inauguración de los Juegos del Mediterráneo "merece" la presencia del presidente de la Generalitat, Quim Torra, aunque ha añadido que no quiere hacer de este tema "el gran debate".

La inauguración de los Juegos del Mediterráneo tendrá lugar la tarde de hoy y el presidente de la Generalitat no ha confirmado todavía que vaya a asistir a un acontecimiento en el que coincidiría por primera vez con el Rey Felipe VI.

Ballesteros coincidió ayer con Torra en Tarragona en la inauguración del Palacio de Deportes Cataluña, que acogerá algunas disciplinas de los Juegos Mediterráneos."Hablé con él una hora antes de la inauguración. Le dije que esperaba que estuviese con nosotros en un acontecimiento tan importante para Cataluña. Me daba la sensación de que estaba más cerca del sí que del no", ha dicho Ballesteros.

Preguntado por el discurso del monarca del 3 de octubre, dos días después del referéndum de independencia suspendido por el Tribunal Constitucional y las cargas policiales en puntos de votación, Ballesteros ha señalado que el Rey "podría haber hablado más de diálogo" en su discurso.

Entre los participantes en los Juegos del Mediterráneo se encuentran sendas delegaciones de Siria y Libia, algo que, para Ballesteros, permite lanzar "un mensaje de paz y concordia" en el Mediterráneo."El Mediterráneo tiene que ser un lugar de acogida. Tenemos que enviar el mensaje de que los refugiados son de nuestra casa", ha manifestado, y ha añadido que no se puede permitir que haya barcos con personas migrantes a bordo a los que no se les permita atracar en las costas europeas del Mediterráneo.