Podemos denuncia el chantaje a Grecia y que Rajoy se ponga al servicio de Merkel

Podemos ha denunciado el "chantaje inaceptable" a Grecia por parte del FMI y el Banco Central Europeo y ha criticado la "nefasta" imagen que está dando el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, actuando como un "gobierno colonial" al "servicio de Merkel".

Esa es la principal preocupación de Podemos, según ha dicho en rueda de prensa para presentar el Foro por el Cambio del próximo día 11 el responsable de Relaciones con la Sociedad Civil, Rafael Mayoral, quien no ha entrado a valorar el impacto electoral para Podemos que pueda tener la evolución de los acontecimientos en Grecia porque ahora -ha señalado- "no toca" hacer cálculos electorales.

El cálculo electoral, ha añadido, no es lo que está en cuestión, sino un "proyecto de Europa", y el que defiende Podemos es aquel en el que los ciudadanos tengan garantizada la sanidad y la educación públicas y las pensiones, ha recalcado tras insistir en que están "con el pueblo griego" y no con los especuladores.

Mayoral ha defendido la gestión del Gobierno de Syriza y ha culpado a los gobiernos de Nueva Democracia y del PASOK, "los, aliados del PP y PSOE", de los "salvajes recortes" y las "políticas austericidas" que han conducido a Grecia a una catástrofe económica y son una "amenaza" para todos los pueblos de Europa.

En ese contexto, ha reclamado al Gobierno de Rajoy que aclare si seguirá "entregando soberanía" o se va a alinear con los demócratas permitiendo y respetando lo que los griegos decidan en el referéndum del próximo 5 de julio, en el que Podemos se une a la posición de Syriza, que ha pedido el no para las imposiciones de la "troika".

Mayoral ha calificado de "inaceptable" el "ultimátum" y "chantaje" al Gobierno griego, que a su juicio ha reaccionado de manera "ejemplar" al darle la palabra a los ciudadanos para que decidan de forma democrática y soberana su propio futuro.

CRITICA A LOS ACREEDORES POR SOMETER AL PUEBLO GRIEGO A MÁS SACRIFICIOS NO ASUMIBLES

En esa misma línea, Podemos ha culpado en un comunicado al FMI y los acreedores internacionales de la crisis en Grecia y ha acusado al Banco Central Europeo de intentar "coaccionar" y amedrentar al pueblo griego para influir en ese referéndum.

"Todos los intentos de coaccionar, amedrentar e influir en esa votación por parte de poderes no elegidos, y en especial por parte del Banco Central Europeo, dispuesto a asfixiar el sistema financiero griego para influir en el referéndum, constituyen una violación flagrante e inaceptable del principio democrático", ha señalado el partido de Pablo Iglesias.

En su opinión, para evitar la "asfixia, seguir estrangulando la economía griega es justo lo que no hay que hacer".

Asimismo, Podemos critica que el FMI y sus socios hayan exigido "que el Gobierno griego pague sus deudas subiendo el IVA de los alimentos básicos y bajando las pensiones". "La troika exige que se le pague, pero sólo acepta que se le pague con el dinero de las familias griegas más pobres", con lo que en palabras de Mayoral, pretende "someter al pueblo griego a más sacrificios no asumibles".

En el comunicado añaden que "en lugar de reestructurar la deuda y lanzar un plan de inversiones para reactivar la economía, quieren seguir recortando salarios y subirle la electricidad a las familias". "En su afán de demostrar que no hay alternativa a la austeridad, los acreedores quieren imponer a Grecia las mismas medidas que han llevado al país al desastre", agrega.

Ante esta situación, y la posibilidad de que tenga efectos en otros países como España, Mayoral ha recalcado que quienes están provocando esta crisis, los acreedores internacionales, son los que tienen que responder si van a someter a más pueblos de Europa al chantaje y el "terrorismo financiero" que han impuesto en Grecia.

No obstante, no ha querido aventurar una opinión sobre la posibilidad de una salida de Grecia del euro: "Lo que se tiene imponer es el cese del chantaje y la cordura, así como la defensa del pueblo griego frente intereses grandes especuladores", ha añadido.