Varios policías agredidos en un desahucio en Vallecas

El desahucio judicial se ha producido esta mañana en el número 12 de la calle Congosto

Al proceder al desalojo, los agentes se han encontrado con una cadena humana de 50 personas

La portavoz del Ayuntamiento de Madrid, Rita Maestre, censura la violencia "inaceptable" de la Policía

madrid

| 14.01.2016 - 20:18 h
REDACCIÓN

Varios agentes de la Policía Nacional que han actuado este jueves en el desahucio de Vallecas han sido agredidos físicamente, entre ellos, un subinspector cuando estaba tratando de ayudar a una persona de avanzada edad que estaba tirada en el suelo, han informado fuentes policiales.

Como relatan las mismas fuentes, a las 9.30 horas de esta mañana, la Policía Nacional se ha dirigido a la calle Congosto en compañía de una procuradora, con el fin de proceder a un desalojo ordenado por el Juzgado de Instrucción número 16, al encontrarse usurpado --la mujer que ha sido desalojada con sus hijos vivía en la casa ocupada--.

Al proceder al desalojo, los agentes se han encontrado con una cadena humana de 50 personas, con gente de pie y en el suelo, que impedía la entrada al edificio, y aunque, según las mismas fuentes policiales, se ha tratado de dialogar con el fin de que cambiaran su actitud, no ha sido posible.

Asimismo, han comprobado que la orden del desalojo por parte del juzgado aún estaba en vigor --por si hubiera cambiado la situación durante algún momento de la mañana--, y como estaba, con la "mínima fuerza indispensable" han tratado de abrir un pasillo para que la procuradora y la policía pudiera llevar a cabo el desalojo.

Por parte de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) han denunciado un despliegue policial "desproporcionado", y han señalado que, al menos, había dos personas de la cadena heridas. Fuentes policiales aseguran que no ha habido cargas aunque sí se han levantado once actas por infracción a la ley de Seguridad Ciudadana.

De hecho, además de los agentes agredidos, uno de los coches policiales, que estaba encargado de trasladar a la procuradora por razones de seguridad, ha resultado dañado por una de las personas que estaba tratando de impedir el desalojo y tiene roto uno de los retrovisores, han añadido las mismas fuentes.

Desde la PAH, su abogado, Manuel San Pastor, ha criticado a la Delegación de Gobierno por las medidas tomadas esta mañana, y, además, ha asegurado que se han vulnerado los derechos constitucionales de vivienda y propiedad de la madre afectada, quien todavía, según dice San Pastor, no tiene una solución habitacional.

La policía ha defendido su actuación hoy en un desahucio en la calle de Congosto, en el distrito de Villa de Vallecas, ha negado que hiciera un uso desproporcionado de la fuerza como sostiene la Plataforma de Afectados por la Hipoteca y el Ayuntamiento ni que efectuara una carga, y ha recalcado que ha actuado en cumplimiento de un requerimiento judicial.

Además, denuncia que en la intervención un activista ha agredido a un agente mientras este trataba de ayudar a levantarse a una persona de avanzada edad y que otro rompió el retrovisor de un coche camuflado de la policía.

LA PORTAVOZ MUNICIPAL, RITA MAESTRE RECHAZA LA VIOLENCIA INACEPTABLE DE LA POLICÍA NACIONAL

La propia portavoz del Gobierno municipal de Madrid, Rita Maestre, ha rechazado la violencia "inaceptable" vista en las imágenes del desahucio producido en el número 12 de la calle Congosto, en Vallecas, ha criticado el número "desproporcionado" de policías nacionales, que además "han cargado contra las personas que apoyaban a la familia", y ha recordado que el Ayuntamiento sí tiene intermediación con bancos pero que no negocian con fondos buitre.

Al inicio de la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno, Rita Maestre ha explicado que el Ayuntamiento tuvo noticia de la situación el pasado 5 de enero a través de la Junta Municipal. El 7 de enero el Consistorio pidió a los tribunales un aplazamiento de la orden de lanzamiento pero no obtuvieron respuesta.

El Consistorio ofreció a la persona afectada una alternativa habitacional en su compromiso de buscar soluciones, una opción que rechazó la afectada, según ha dicho. En este punto, Maestre ha detallado que el piso es propiedad de un fondo buitre, con los que el Ayuntamiento no tiene interlocución.

La edil ha condenado las imágenes del desahucio, que resultan "inaceptables para este Gobierno". "El desalojo para una familia ya es suficientemente duro como para que además se envíe un número desproporcionado de policías nacionales, que han cargado contra las personas que apoyaban a la familia", ha declarado.

Rita Maestre ha insistido en "el rechazo a la violencia en el desalojo" y ha recordado que el Ayuntamiento ya dio órdenes a la Policía Municipal "de no participar en desahucios, más allá del acompañamiento de la comisión judicial".