Rouco Varela preside una solemne Eucaristía en honor al Santo Patrono de Madrid

"Los madrileños aprecian la santidad de aquel humilde labrador"

Rouco Varela (Archivo)

madrid

| 15.05.2014 - 11:23 h
REDACCIÓN

El Cardenal Arzobispo de Madrid, Antonio Mª Rouco Varela, ha presidido en la Colegiata de San Isidro una solemne Eucaristía en honor al Santo Patrono de Madrid, cuya festividad litúrgica se celebra en la capital, ha informado el Arzobispado de Madrid en un comunicado.

Con él han concelebrado los Obispos Auxiliares de Madrid, Monseñor Fidel Herráez y Monseñor Juan Antonio Martínez Camino, así como miembros del Cabildo Catedral, y el clero parroquial. A la Misa han asistido la alcaldesa de la ciudad, Ana Botella, y miembros de la Corporación Municipal, así como cientos de fieles devotos del santo.

En su homilía, el Cardenal ha recordado la figura de san Isidro Labrador, señalando que medio siglo después de su fallecimiento "el pueblo de aquel Madrid rural y humilde, apenas iniciada su andadura por los caminos de la gran historia de España y del mundo, recordaba a aquel vecino suyo como un hombre extraordinariamente virtuoso y bueno".

"Los madrileños apreciaron -y aprecian- la santidad de aquel humilde labrador, devoto de Dios y amigo de los hombres, por encima de cualquier otro mérito de sus conciudadanos del pasado y del presente, reconocidos con toda razón en su valor social y humano", ha dicho.

Concluyó pidiendo a san Isidro que "interceda para que los fieles católicos de Madrid sepamos vivir y morir, imitándole a él en su sencillez evangélica, como hijos y devotos fervientes de Nuestra Señora, la Virgen de La Almudena, a la que confiamos todos los hijos e hijas de Madrid".

"Su salud física y espiritual, su bienestar y el de sus familias, y su futuro para que sea un futuro de esperanza gozosa apoyada en la vivencia creciente del poder del amor y de la gracia de Jesucristo Resucitado, Nuestro Señor y Salvador", ha concluido.