La Comunidad de Madrid se promociona como mejor destino para aprender español

Cristina Cifuentes firma un convenio de colaboración con el Instituto Cervantes para promocionar la región

Los Centros de Participación e Integración de la Comunidad de Madrid acogerán las pruebas para obtener la nacionalidad española

madrid

| 28.07.2016 - 11:44 h
REDACCIÓN

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, firmó un convenio de colaboración con el Instituto Cervantes para promocionar la región como el mejor destino lingüístico donde aprender español, generando así "actividad cultural y económica".

El convenio fue suscrito en un acto donde Cifuentes estuvo acompañada por el consejero de Políticas Sociales y Familia, Carlos Izquierdo, y el director del Instituto Cervantes, Víctor García de la Concha. El convenio firmado estipula que los Centros de Participación e Integración de la Comunidad de Madrid (CEPI) acojan las pruebas para obtener la nacionalidad española, cuya realización tiene encomendada el Instituto.

El Examen de Conocimientos Constitucionales y Socioculturales de España (CCSE), que pasará a realizarse en los Centros de Participación e Integración (CEPI) de la región, está orientada a que la población inmigrante conozca la Constitución Española y la realidad social y cultural del país.

De este modo, se pretende ayudar a la población inmigrante interesada en obtener la nacionalidad española a realizar los trámites necesarios para su solicitud así como a superar los distintos exámenes para su obtención.

La presidenta de la Comunidad de Madrid ha manifestado que la puesta en marcha de este convenio se suma a otra serie de iniciativas como la Estrategia Madrileña de Inmigración 2016-2021, que ya se está elaborando, que fomentará la enseñanza del idioma español para mejorar la formación y el acceso al mercado laboral.

En la Comunidad de Madrid residen alrededor de 1.200.000 personas de origen extranjero, de los que 338.000 han obtenido ya la nacionalidad española, 17.500 el último año.

EMBAJADORES DE MADRID

Este jueves se ha firmado otro convenio con el Instituto Cervantes para promocionar la región como el mejor destino lingüístico donde aprender español.

Cifuentes ha pedido a los directivos de los 90 Centros que el Instituto Cervantes tiene repartidos por 43 países que sean embajadores de la Comunidad por todo el mundo y que allí donde desarrollen sus funciones den a conocer la realidad de la región. Por eso, ha pedido a todos que, por favor, sean "embajadores, no solamente de España, sino de Madrid, por todo el mundo".

Este acuerdo entre la Comunidad y el Instituto Cervantes tiene como objetivo la promoción de estancias lingüísticas en la región y recoge el compromiso de ambas instituciones de aunar esfuerzos para impulsar a Madrid como destino turístico para el aprendizaje del español.

Y es que Cifuentes ha destacado que con este acuerdo suman la colaboración del Instituto Cervantes "para convencer a todo el que quiera aprender español que no hay mejor lugar para hacerlo que la Comunidad de Madrid".

Entre otras acciones, Madrid se convertirá en la primera comunidad autónoma en promocionarse como lugar para el estudio del español en la web del Instituto Cervantes, la principal institución en la promoción internacional de la lengua y cultura españolas.

Además, se apoyarán las iniciativas de jóvenes emprendedores que tengan como objetivo reforzar el subsector de las estancias lingüísticas en la Comunidad y se creará un Observatorio Regional del Estudiante ELE (español como lengua extranjera).

La Comunidad de Madrid ha recibido más de 11 millones de visitantes en el último año, un incremento del 8,6 por ciento, lo que ha supuesto un impacto económico para la región de 6.000 millones de euros. Actualmente 21 millones de alumnos estudian español como lengua extranjera, principalmente en EEUU, Brasil y Francia.

AUTONOMÍA PARA EL INSTITUTO CERVANTES

En su intervención, el director del Instituto Cervantes, Víctor García de la Concha, ha considerado que "lo que sería estupendo" para la institución es que se profesionalizara y no fuera un organismo en el que "ocasionalmente se va turnando la gente".

Debe servir los propósitos de España, ha señalado, para añadir que debe hacerlo "con autonomía, que permita profesionalizar el Cervantes", de manera que se pueda formar mejor a directores y profesores.