Carmona (PSOE) quiere "suprimir o limitar" los vehículos diesel en Madrid en 2020

Acusa al Ayuntamiento de "prevaricación" al "esconder los medidores" de contaminación

madrid

| 09.01.2015 - 13:53 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El candidato socialista a la Alcaldía de Madrid, Antonio Miguel Carmona, está preocupado por la contaminación atmosférica en la capital y asegura que "la historia de la lucha contra la contaminación en el Ayuntamiento de Madrid se puede resumir en dos palabras: negligencia y prevaricación".

Considera preciso adoptar medidas inmediatas para frenar la "amenaza sanitaria" que se esconde debajo de la 'boina gris' que cubre Madrid", ha asegurado. En esa linea ha reclamado la puesta en marcha de un "plan urgente" de medidas contra la contaminación.

Entre las medidas contempladas, propone "ayudar a reducir la contaminación" con la "supresión o limitación de los vehículos diesel en la ciudad con el horizonte en 2020, en línea con lo decidido por el Ayuntamiento de París".

El tiempo anticiclónico que afecta a Madrid en los primeros días de 2015 ha motivado que más de una decena de las 24 estaciones de medición de calidad del aire de la ciudad de Madrid y varias de entre las 23 del resto de la Comunidad de Madrid hayan rebasado el umbral de aviso por concentración de dióxido de nitrógeno.

El pasado día 7 de enero, siete estaciones de medición de calidad del aire de la ciudad de Madrid registraron niveles de concentración de dióxido de nitrógeno -NO2- por encima de los niveles recomendables, más de 200 microgramos por metro cúbico.

Dos de ellas, las del Barrio del Pilar y el ensanche de Vallecas, marcaron 375 y 359, respectivamente, por encima del nivel de 300 microgramos que indica una mala calidad del aire. Por ello, el candidato a la alcaldía ha reclamado la puesta en marcha de un "plan urgente" de medidas contra la contaminación, que debería empezar a aplicarse de manera "inmediata".

El pasado mes de julio, el Ayuntamiento de Madrid aprobó un protocolo que establece restricciones al tráfico -con medidas como la prohibición de circular alternativamente a vehículos con matrículas pares o impares- en caso de que se dispare la contaminación por dióxido de nitrógeno.

El protocolo fija tres niveles -preaviso, aviso y alerta, de menor a mayor gravedad-, que implican diferentes medidas informativas y de restricción al tráfico. El nivel de alerta, el de mayor graduación, se activa cuando tres estaciones de la misma zona superan los 400 microgramos por metro cúbico de aire durante tres horas consecutivas.