El Tribunal Superior de Justicia levanta la suspensión del cambio de nombre de las calles franquistas

El Ayuntamiento de Madrid podrá cambiar el nombre de 52 calles de la capital con reminiscencias franquistas que había propuesto el Comisionado de la Memoria Histórica del consistorio y que un juez había suspendido cautelarmente.

La sección segunda de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) ha revocado la suspensión cautelar del cambio de nombre de las calles de reminiscencia franquista que el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 23 de Madrid había decretado en un auto del 24 de octubre de 2017.

En la sentencia, fechada el 18 de abril y a la que ha tenido acceso Efe, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid estima el recurso de apelación interpuesto por el Ayuntamiento de Madrid, desestima el interpuesto por la Fundación Francisco Franco, revoca el citado auto y acuerda "no haber lugar" a la suspensión.

El Ayuntamiento alegó en su momento que la ponderación de los intereses públicos y privados en conflicto no permitía la adopción de las cautelares por los perjuicios que generaría en su legítima potestad autoorganizativa y al interés público general. La Fundación Francisco Franco, por su parte, consideró "desproporcionada" la fianza de 60.000 euros que el juzgado le requería.

Ahora el Tribunal Superior de Justicia de Madrid destaca que la medida cautelar puede denegarse cuando de ésta pudiera seguirse perturbación grave de los intereses generales".

Recogiendo una sentencia anterior, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid dictamina sobre los perjuicios que supone el cambio de la denominación que "los actores no pueden hacer valer los perjuicios de terceros, los residentes en dicha calle, ya que ninguno reside en ella".

La decisión judicial no entra en el fondo del asunto, sino que se limita a la petición de medidas cautelares.

CARMENA: EL AYUNTAMIENTO CONTINUARÁ CON EL CAMBIO DE NOMBRES

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha asegurado hoy que continuarán con el cambio de nombre de la 52 calles de la capital con reminiscencias franquistas y ha asegurado que se trata de una "muy buena noticia".

Así lo ha manifestado tras una reunión en el Ministerio de Interior con el ministro Juan Ignacio Zoido en la que han hablado sobre diversos temas de "vital importancia" para la ciudad de Madrid, ha asegurado Carmena a los periodistas.

"Es estupendo que no estemos sometidos a una limitación judicial que nos prohíba el cambio de nombres", ha asegurado la alcaldesa y ha recalcado que el Ayuntamiento "continuará lo que habían paralizado".