Madrid retrasa dos semanas el calendario académico

Universidad Autónoma de Madrid
Biblioteca de la Universidad Autónoma de Madrid |Telemadrid

La Conferencia de rectores de las universidades públicas madrileñas han decidido retrasar dos semanas el calendario académico, clases, exámenes y matriculaciones, tras el cierre de todos los centros educativos decretado ayer por la Comunidad de Madrid para evitar la propagación del coronavirus. Concretamente, el calendario académico se desplaza dos semanas más para corregir esta incidencia.

Así lo ha indicado el rector de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM), Rafael Garesse, en un escrito dirigido a su comunidad universitaria y añade que se adaptan también el resto de procedimientos académicos como compensación curricular y permanencia.

Aparte, este miércoles se emitirá una nota acordada con las universidades públicas madrileñas que recogerá las medidas concretas que afecten a todo el personal de la universidad.

Tanto los responsables académicos como los representantes del estudiantado han sido convocados este mismo miércoles para ser informados sobre el "plan coordinado" que contempla la docencia y las actividades de evaluación, las prácticas externas, los TFG y TFM, la defensa de tesis doctorales y la movilidad de estudiantes, entre otras.

El rector recalca en relación a esta suspensión de docencia en la UAM que el resto de actividades de la universidad seguirán desarrollándose siguiendo las recomendaciones de la Consejería de Sanidad. En este sentido, se facilitarán "el teletrabajo, la flexibilización de horarios y los turnos escalonados", y se evitarán aglomeraciones innecesarias.

También se articularán las medidas necesarias para compatibilizar el trabajo con la conciliación de la vida personal y familiar y la protección de personas "especialmente sensibles" según criterios médicos.

El Gobierno regional detalla que las universidades publicarán próximamente unas instrucciones para desarrollar en sus instalaciones consensuadas con las Consejerías de Sanidad y Ciencia, Universidades e Innovación de la Comunidad de Madrid.

Las consejerías del ramo y los rectores madrileños han acordado además mantener un canal de comunicación "permanente", de cara a la puesta en marcha de nuevas medidas en el caso en que tuvieran que determinarse por parte del Ejecutivo regional.