Cristina Cifuentes dimite como presidenta de la Comunidad de Madrid

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, anunció esta mañana su dimisióntras hacerse públicoun vídeo de 2011 con en el que aparece hurtando dos botes de crema,cuando era vicepresidenta primera de la Asamblea. Cifuentes ha atribuído la difusión del video a una "campaña de acoso y derribo en la que se han traspasado todas las lineas rojas".

"Yo ya tomé esa decisión hace unos días para evitar que la izquierda gobernara en Madrid y la he anticipado ante el linchamiento personal por tierra, mar y aire".Cifuentes ha admitido que había tomado la decisión de renunciar a la Presidencia y pretendía anunciarlo el 2 de mayo, tras los actos institucionales de la Comunidad de Madrid, pero tras la precipitación de los acontecimientos ha decidido adelantar su renuncia. "Creo que es lo mejor para la Comunidad madrileña y para el Partido Popular", ha afirmado.

Cifuentes ha asegurado que la grabación refleja "una situación de un error involuntario. Me llevé por error y de manera involuntaria unas cremas de un supermercado, que pagué al darme cuenta". "Eso se ha utilizado, en este momento, para querer rematar una campaña personal".

"Soy consciente de que es parte del precio que hay que pagar", aseguró Cifuentes que se mostró "orgullosa y satisfecha de las cosas que hemos hecho". "Me voy con la cabeza muy alta, con un sentimiento amargo desde el punto de vista personal pero me voy muy orgullosa y muy satisfecha. Creo que hemos conseguido que la vida de muchos madrileños sea hoy mejor que lo era hace tres años", ha defendido.

La dirigente regional no ha aclarado si dejará su acta de diputada en la Asamblea de Madrid ni tampoco si renunciará a su cargo como presidenta del PP en la Comunidad. Aunque, a sus colaboradores más cercanos, sí les ha adelantado que seguirá al frente del partido en Madrid en un mensaje de Whatsapp

Cifuentes ha defendido que la "tolerancia cero con la corrupción tiene un precio" y ha dicho que la campaña que, denuncia, hay en su contra, "probablemente forma parte de ese precio que hay que pagar".

Poco después de las 16.00 horas, Cristina Cifuentes registró en la Asamblea de Madrid, su renuncia como presidenta autonómica pero no como diputada regional. "Tras mi renuncia al cargo de presidenta de la Comunidad de Madrid le comunico que, desde la misma, se haga formalmente efectiva mi dedicación como diputada de la Asamblea de Madrid, en régimen de dedicación exclusiva", expone en el escrito dirigido a la presidenta de la Asamblea de Madrid, Paloma Adrados.

EL GOBIERNO REGIONAL SEGUIRÁ EN FUNCIONES HASTA LA ELECCIÓN DE UN NUEVO PRESIDENTE

El Gobierno de la Comunidad de Madrid continuará en funciones tras la dimisión de Cristina Cifuentes hasta la toma de posesión de un nuevo presidente regional, cuya propuesta deberá formalizarse en el plazo máximo de quince días.

El hasta ahora consejero de Presidencia y Justicia y portavoz del Gobierno madrileño, Ángel Garrido, asume la Presidencia en funciones de la región tras la renuncia de Cristina Cifuentes al cargo.

Según el artículo 24 del Estatuto de Autonomía de la Comunidad de Madrid, "en caso de dimisión, incapacidad o fallecimiento del presidente", el Gobierno cesante "continuará en funciones hasta la toma de posesión" del nuevo Ejecutivo.

Por su parte, el reglamento de la Asamblea de Madrid señala en su artículo 182 que cuando haya una vacante en la Presidencia de la Comunidad de Madrid, el presidente del Parlamento regional, en este caso Paloma Adrados, tiene que proponer a un diputado como candidato. Lo hará "previa consulta con los representantes designados por los grupos políticos con representación en la Asamblea".

La propuesta deberá formalizarse en el plazo máximo de quince días desde la comunicación de la vacante producida en la Presidencia de la Comunidad de Madrid.

Adrados fijará la fecha de celebración de la sesión de investidura, que tendrá lugar entre el tercer y el séptimo día siguiente a la formalización de la propuesta, y convocará el Pleno a tal fin.