La Comunidad de Madrid acata la sentencia del Supremo que anula la venta de 3.000 viviendas del Ivima en 2013

vivienda
Un bloque de viviendas

La Comunidad de Madrid acata y "está ejecutando" la sentencia del Tribunal Supremo de marzo que ratificaba la nulidad de la venta de casi 3.000 viviendas del antiguo Ivima en 2013 al fondo Golman Sachs-Azora y no ha interpuesto un recurso ante el Tribunal Consitucional (TC) contra esta decisión judicial, tal y como ha adelantado este martes InfoLibre.

Un portavoz de la Consejería de Vivienda ha confirmado a Telemadrid que la Comunidad de Madrid no ha presentado el recurso de amparo. Por tanto, la sentencia es firme.

Desde la Consejería añaden que, por ahora, se ciñen a lo que marca la sentencia, que se refiere a una persona en concreto cuya vivienda deja de estar en manos de Encasa Cibeles y retorna al patrimonio de la Agencia de Vivienda Social (AVS), antiguo Ivima.

Respecto al resto de inquilinos afectados, unos 3.000, desde la Consejería entienden que si piden recuperar su vivienda, esgrimiendo esta sentencia, en los mismos términos que tenían cuando era una vivienda pública, lo tendrán que hacer. "Estamos a lo que nos digan los juzgados", señalan a Telemadrid.

"Estamos a lo que nos digan los juzgados"

Fuentes del Gogierno regional señalan a Europa Press que en el auto del TS "no figura que la Comunidad tenga que recuperar las 3.000 viviendas" y han añadido que "ya se han vendido 1.213 viviendas de las 2.935 totales que hubo en la operación".

El Supremo confirma la nulidad de la venta de viviendas del Ivima a un fondo de inversión
El Supremo confirma la nulidad de la venta de viviendas del Ivima a un fondo de inversión
El Supremo confirma la nulidad de la venta de viviendas del Ivima a un fondo de inversión

El Supremo confirma la nulidad de la venta de viviendas del Ivima a un fondo de inversión

El Gobierno autonómico había interpuesto un incidente de nulidad contra la sentencia del TS que ratificaba la previamente dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) que declaraba nula esta operación; una enajenación de 32 promociones de vivienda en arrendamiento adjudicada a Azora Gestión y la transmisión de la propiedad de las viviendas a Ecasa Cibeles S.L.

La Comunidad recurre la anulación de la venta de 3.000 viviendas públicas a Azora
La Comunidad recurre la anulación de la venta de 3.000 viviendas públicas a Azora
La Comunidad recurre la anulación de la venta de 3.000 viviendas públicas a Azora

La Comunidad recurre la anulación de la venta de 3.000 viviendas públicas a Azora

El TS, en la sentencia que corroboraba la decisión del TSJM, argumentaba que "si bien existe una motivación razonable sobre la decisión política" de enajenar determinado lote de promociones, sin embargo "no se ha justificado debidamente" (de forma específica) que esas viviendas concretas vendidas "no son necesarias para el cumplimiento de las funciones y competencias del Ivima".

Además, exponía que los argumentos aportados por ambos recursos "evidencian la carencia de interés casacional". Así, por ejemplo, se reclamó por parte de la Comunidad en su incidente de nulidad contra la ratificación del TS que la sentencia anulatoria se circunscriba al caso de un único afectado (el demandante en primera instancia), aspecto que rechaza el TS por no tener relación con el fallo del TSJM.

Los afectados por la venta de las viviendas del IVIMA urgen a la Comunidad a revertir la operación

Las casi 3.000 viviendas pertenecían al Plan Joven del Instituto de la Vivienda de Madrid, que fueron vendidas por un importe de 201 millones de euros, casi un 20% más que el precio fijado de salida (168,9 millones).

Son en su mayoría pisos de uno y dos dormitorios con un máximo de 70 metros cuadrados de superficie. Las viviendas están ubicadas en las localidades de Madrid (1.380), Móstoles (259), Torrejón de Ardoz (224), Tielmes (21), Parla (240), Collado Villalba (44), Majadahonda (332), Navalcarnero (192), Leganés (36), Valdemoro (80) y Arroyomolinos (127).