La barbarie terrorista no da tregua a Europa

La Fiscalía de la Audiencia Nacional teme que la pérdida de fuerza del EI en Siria provoque más atentados

Desde enero de 2015 han fallecido más de 230 personas en Francia por causa del terrorismo

internacional

| 15.07.2016 - 12:56 h
REDACCIÓN

El atentado en la localidad francesa de Niza, que causó al menos al menos 84 muertos y más de 120 heridos, ha mostrado de nuevo que Francia es el país europeo más afectado por el terrorismo en los últimos tiempos.

Durante las últimas décadas la barbarie terrorista no ha dado tregua a la población y las autoridades del pais vecino. Los atentados perpetrados en territorio francés desde la matanza en la sede de la revista Charlie Hebdo, en enero de 2015, se han cobrado la vida de más de 230 personas.

EUROPA, ESCENARIO DE TERRIBLES ATENTADOS

En 1972 año un comando palestino secuestraba a miembros del equipo olímpico de Israel durante los Juegos Olímpicos de Munich (Alemania). En la operación de rescate fallecieron dos rehenes y dos días después, en el operativo para impedir la huida en helicóptero del comando, perdían la vida otros 9 rehenes, el piloto, 5 terroristas y un agente.

En 1973 un comando palestino atacaba con granadas un avión que se dirigía a Beirut desde el aeropuerto romano de Fiumicino causando 29 muertos. Una década después, en 1983, un atentado con bomba perpetrado en el aeropuerto parisino de Orly (Francia) por el grupo independentista armenio ASALA contra las líneas aéreas turcas, provocaba 8 muertos y 56 heridos

España sufría también la lacra terrorista en el año 1985, la explosión de un artefacto en el restaurante "El Descanso", frecuentado por militares estadounidenses, dejaba un balance de 18 fallecidos. El atentado fue reivindicado por la Yihad Islámica.

En ese mismo año el rescate de un avión de Egypt Air secuestrado por un comando árabe concluye con la muerte de 66 personas en el aeropuerto de La Valetta (Malta). Tan solo unos meses más tarde 16 personas perdían la vida en el aeropuerto de Roma (Italia) y 4 en el de Viena (Austria) en dos atentados simultáneos de la organización terrorista palestina de Abu Nidal en las terminales de la compañía israelí El Al.

El terrorismo apenas deja tregua y tres años más tarde, en 1988, mueren las 259 personas que viajaban en un Boeing de la compañía Pan Am y otras 11 que se encontraban en tierra al caer el avión sobre el pueblo escocés de Lockerbie (Reino Unido) tras estallar una bomba en su interior.

- 25 julio de 1995.-

Francia vuelve a ser el escenario de un atentado en 1995, cuando un artefacto fabricado con una bombona de gas explotó en la estación de Saint Michel del suburbano parisiense (Francia) y causó la muerte a 8 personas. El ataque fue atribuido al grupo integrista argelino Frente Islámico de Salvación (FIS).

11-M EN MADRID

España, un país que viene sufriendo el terrorismo de la banda terrorista ETA desde hace décadas, quedaba totalmente conmocionada ante la magnitud del atentado más grave de nuestro país hasta esa fecha. El 11 marzo de 2004 supuso un antes y un después en la vida de todos los españoles.

Esa mañana diez explosiones en cadena en cuatro trenes de cercanías causaron 191 muertos y más de 1.600 heridos en Madrid. La acción fue posteriormente reivindicada por las Brigadas Abu Hafs al Masri, vinculadas a Al Qaeda.

También Reino Unido sufrió las consecuencias de una cadena de atentados. En el año 2005 cuatro explosiones, tres en el metro y una en una autobús urbano, causan 56 muertos (incluidos cuatro terroristas) y 700 heridos en Londres (Reino Unido). Los ataques también fueron reivindicados por Al Qaeda.

Un atentado en el aeropuerto de Burgas, en el este de Bulgaria, causaba en el año 2012 un total de 9 muertos, 7 de ellos turistas israelíes.

CHARLIE HEBDO

El 7 de enero de 2015 Francia vuelve a sufrir la barbarie en su territorio cuando la redacción del semanario "Charlie Hebdo" es atacada en París. Los asaltantes se identificaron como pertenecientes a Al-Qaeda en la Península arábiga (la rama de Al Qaeda en Yemen), que asumió la responsabilidad por el ataque. Este atentado, en el que fallecieron 12 personas, se convirtió en un símbolo al considerarlo como un ataque contra la libertad de expresión y de información a nivel mundial.

Tan solo un día más tarde París vuelve a conmocionarse con un tiroteo cerca de la Puerta de Châtillon en el que una policía municipal, de 35 años, perdió su vida.

Al día siguiente otras 7 personas mueren en Francia, 4 de ellas rehenes retenidos en el supermercado "Hyper Cacher" de París y las otras 3, se trata de los hermanos Kouachi, autores del tiroteo en la revista Charlie y del secuestrador del asalto al supermercado.

En febrero de ese mismo año 2 personas mueren y 5 resultan heridas en dos ataques cometidos por un presunto yihadista en un centro cultural donde se debatía sobre blasfemia e Islam y en una sinagoga, de Copenhague (Dinamarca). Al día siguiente, el presunto terrorista es abatido por la policía danesa.

DE NUEVO PARÍS

A finales del 2015, en el mes de noviembre el dolor regresa a las calles parisinas. Varios atentados, casi simultáneos, en París dejan 130 muertos (89 en la sala de fiestas Bataclán) y más de 300 heridos.

La sede de las instituciones de la Unión Europea, Bruselas, era atacada el 22 marzo de 2016. Dos atentados yihadistas contra el aeropuerto y la línea de metro de Bruselas dejaban a su paso 32 personas muertas (sin contar los 3 terroristas suicidas) y 300 heridos.

El 13 de junio de este año, 2016, una pareja de policías eran asesinados en su domicilio de Magnanville, a unos 50 kilómetros al noroeste de París, a manos de un yihadista francés que perpetró el crimen en nombre del Estado Islámico.

TEMOR DE LA FISCALÍA

La Fiscalía de la Audiencia Nacional teme que la pérdida de territorios del Estado Islámico (EI) en Siria e Irak pueda revertir en un aumento de los atentados en Europa y acerque la amenaza terrorista hasta Libia, un país débil en el que los yihadistas han puesto el foco.

Fuentes del departamento que dirige Javier Zaragoza han explicado que el hecho de que el Dáesh esté perdiendo poder en esos países puede tener como consecuencia un recrudecimiento de las acciones terroristas en Europa y otros países fuera de su área de influencia, y también el intento de asentarse en Libia, más próximo a España.

Para la Fiscalía, el atentado perpetrado ayer en Niza encaja en el tipo de amenaza del autodenominado Estado Islámico, cuyo portavoz, Abu Mohamed al Adnani, instó en enero a matar usando balas, cuchillos o "coches" para matar a infieles.

El EI también anima a llevar a cabo atentados en sitios turísticos, han recordado las fuentes, que han explicado que la amenaza en España es menor que en Francia, tal y como muestran las cifras de combatientes desplazados a Siria o Irak, que en España son 170 y en el país galo se elevan a más de mil.