Zidane: "Cristiano, Isco y Carvajal llegarán al 150% a la final"

Sobre las polémicas del Clásico: "Antes esas cosas se quedaban en el campo"

deportes

| 17.05.2018 - Actualizado: 16:20 h

Efe

Zinédine Zidane ha asegurado que todos sus futbolistas, incluidos los tocados Cristiano Ronaldo, Isco Alarcón y Dani Carvajal, van a llegar "al 150%" a la final de la Liga de Campeones ante el Liverpool, y ha explicado, sobre la polémica creada por las conversaciones de varios jugadores en el Clásico, que antes esas cosas "se quedaban en el vestuario".

"No van a llegar justos a la final. Van a llegar todos, al 150%", dijo de manera contundente en la rueda de prensa previa al partido de este miércoles ante el Sevilla (21.30 horas). "De Cristiano, Isco y Carva, al que más le queda es a Cristiano, porque se lo acaba de hacer, pero va bien; está caminando con normalidad. Isco ha entrenado con nosotros. A Carva todavía le falta un poco", añadió.

Además, el técnico francés resaltó la capacidad de superación del portugués. "Lo increíble es que ya está en el campo 48 horas después de lesionarse. Muestra muy bien sus ganas, su ambición. No sé si estará disponible para el Villarreal. Es un esguince, pero no hay daño en el peroné", indicó. "

"EL LIVERPOOL SABE PELEAR, VA A SER UN PARTIDO ABIERTO"

El preparador marsellés valoró la próxima final de la Liga de Campeones, que disputarán el 26 de mayo ante el Liverpool. "Va a ser un partido espectacular, abierto, con muchas ocasiones. Pero lo más importante será planificar lo que nosotros podemos hacer en el partido, plantarles cara. Analizaremos con más detalle al Liverpool. Habrá mucha intensidad", manifestó.

Sin embargo, recalcó que la final no se reduce a un duelo entre Cristiano Ronaldo y Mohamed Salah. "No sé si (Salah) está para ganar Balón de Oro o no, pero ha hecho una gran temporada. No creo que sea Cristiano Ronaldo contra Salah, es el Real Madrid contra el Liverpool", explicó.

"Vamos a encontrarnos a un equipo que está en la final de la Champions. Tiene un poco de todo, física, técnica, saben pelear. Salah es un gran jugador, ha hecho una gran temporada, pero no es mi jugador", señaló sobre la posibilidad de que el egipcio acabe en el conjunto blanco.

ANTES ESAS COSAS SE QUEDABAN EN EL VESTUARIO"

Por otra parte, Zidane lamentó que el Clásico del pasado domingo haya dado más que hablar en el aspecto polémico que en el futbolístico. "La culpa es de quienes hablar, que dicen que hay polémica. A veces se habla demasiado, mejor quedarse con el partido de fútbol que con las polémicas. Soy partidario de eso, más fútbol que polémicas", expuso.

En este sentido, restó importancia a los rumores sobre presiones al colegiado al descanso o sobre conversaciones entre jugadores de los dos equipos. "Ni me sorprende ni voy a hablar de eso, eso se queda con los jugadores en el campo", afirmó.

"Siempre pasan muchas cosas ahí dentro, el problema es que hoy se sabe todo, hay muchas cámaras. Antes se quedaba más en el vestuario. Antes no había diez cámaras. No estoy aquí para comentar lo que pasó con los jugadores. Hay gente que sabe lo que ha pasado, pero no va a cambiar nada. Es mucho 'bla bla' para nada. Nosotros empatamos el otro día", continuó.

Zidane no quiso tampoco cuestionar la decisión del árbitro Hernández Hernández de no pitar penalti de Jordi Alba a Marcelo en el minuto 75. "Hemos visto la falta, pero el árbitro no la ha visto. Cada uno se puede equivocar, nunca voy a reprochárselo a un árbitro", subrayó.

"EL SEVILLA NOS VA A PRESIONAR"

Sobre el duelo en el Ramón Sánchez-Pizjuán, Zidane recalcó que siguen motivados por acabar el campeonato "lo más alto posible". "Nos faltan tres partidos de Liga y mañana vamos a intentar hacer un buen partido y acabar lo más alto posible. Sabiendo que ellos se juegan mucho", afirmó.

Por ello, apuntó al "inicio" del encuentro como clave para encarrilar el duelo, más aún cuando el Sevilla se juega una plaza europea para la próxima campaña. "Cuando juegas con un equipo que se juega mucho es importante el inicio de partido, porque van a venir a presionar. Tenemos que hacer bien las cosas desde el inicio. Si lo haces desde el inicio vas a tener más posibilidades", manifestó.

SOBRE CAPARRÓS

El de Marsella habló también de la llegada de Joaquín Caparrós. "Este entrenador tiene esta particularidad de meter una intensidad alta, presión. Vi el partido contra la Real Sociedad y la llevaron al límite. Nos espera un buen partido", aseveró.

Sin embargo, resaltó que no reservará jugadores por miedo a las lesiones, sino porque necesitan descanso en este tramo final. "Tengo 25 jugadores y tienen que descansar de vez en cuando, pero no pensando en que se pueden lesionar. Cuando pasa, como el tema de Cristiano. Esto es el fútbol, no lo podemos controlar. Voy a meter a los jugadores que veo conveniente para el partido de mañana", dijo.