El Rayo no encuentra la fórmula para ganar en Vallecas

Solo ha sumado siete puntos de treinta posibles ante su afición

Jémez: "Lo único que puedo prometer es que vamos a seguir trabajando para sacar esto cuanto antes"

Roberto Trashorras, jugador del Rayo Vallecano

deportes

| 02.02.2015 - 16:26 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El Rayo Vallecano, que lleva disputados diez partidos de Liga como local, solo ha sumado siete puntos de treinta posibles ante su afición y hasta el momento ha dejado escapar siete victorias en su feudo, algunas ante rivales directos por la permanencia, como el Deportivo, Eibar, Elche y Córdoba.

El rendimiento que el Rayo está dando esta temporada como local es una de los aspectos que más preocupa en el entorno del conjunto madrileño, que no termina de encontrar la fórmula para ganar en Vallecas, que sí ha hallado a domicilio.

SÓLO SIETE PUNTOS COMO LOCAL

De los veintitrés puntos que el Rayo suma en la clasificación, dieciséis los ha conseguido como visitante y solo siete como local. Esos buenos datos a domicilio también se reflejan en el apartado goleador, puesto que ante su afición el equipo solo ha marcado nueve tantos y fuera trece, cuatro más. En resumen, los diez partidos que el Rayo ha jugado esta temporada como local se resumen en dos victorias, un empate y siete derrotas.

De esos siete encuentros perdidos, cuatro han sido contra rivales directos por la permanencia como Elche (2-3), Eibar (2-3), Córdoba (0-1) y Deportivo (1-2). En todos ellos, el equipo madrileño comenzó perdiendo, encajó goles por errores propios y terminó cediendo los tres puntos.

"No sé a que se debe que siempre vayamos por detrás, eso hace que en Vallecas sea todo más precipitado. Aquí hemos hecho buenos partidos, pero luego el resultado es el que es por condicionantes, y encajamos goles con demasiada facilidad", dijo Jémez el pasado viernes, tras caer con el Deportivo, que llevaba sin ganar a domicilio casi una vuelta entera de campeonato, desde el 15 de septiembre de 2014.

El rendimiento como local contrasta con el que el equipo está ofreciendo fuera de Vallecas, dónde se encuentra más cómodo, ha realizado mejores actuaciones y ha logrado cinco victorias (Levante, Granada, Almería, Getafe y Real Sociedad), un empate (Deportivo) y cinco derrotas (Villarreal, Málaga, Real Madrid, Atlético y Valencia) ante rivales de la zona alta de la clasificación.

"NECESITAMOS MUCHO TRABAJO"

Los malos datos que el Rayo está ofreciendo en Vallecas no distan mucho de los ofrecidos las últimas temporadas desde el ascenso a Primera en 2011 a estas alturas del campeonato. La temporada 2011/2012, con el técnico José Ramón Sandoval al frente, el Rayo sumaba diez puntos de treinta posibles y la pasada campaña, la 2013/2014, ya con Paco Jémez, el balance era de seis puntos de treinta.

La mejor de las temporadas recientes fue la 2012/2013, que terminaría con un histórico octavo puesto en la clasificación. En esa campaña, tras diez partidos disputados en casa, el equipo, con un debutante en Primera como Paco Jémez, sumaba diecinueve puntos de treinta.

"Necesitamos mucho trabajo para quitarnos algunos errores y trabajaremos todas las horas necesarias para seguir mejorando y hacer las cosas mejor. Lo único que puedo prometer es que vamos a seguir trabajando para sacar esto cuanto antes", fueron las palabras de Jémez tras el último partido.

Dicho y hecho. Pese a que el siguiente partido liguero no es hasta el próximo lunes, la decepción de esa derrota del viernes frente al Deportivo ha hecho que Jémez no haya querido apenas dar descanso a sus jugadores y, tras el entrenamiento de recuperación del sábado, han vuelto hoy al trabajo.

Por delante tienen una semana de entrenamientos, con ocho sesiones, para cumplir el objetivo de ganar el lunes en el Martínez Valero al Elche y afrontar con una buena dosis de moral el siguiente compromiso en Vallecas ante el Villarreal.