Vídeo: Telemadrid | Foto: Redacción

La Posada de la Villa, un restaurante con mucha historia

En el siglo XVII, en la Cava Baja, se encontraba el único molino de harina de todo Madrid y se le llamaba 'Posada de la corte'. Ya en el siglo XX, un hostelero enamorado de la ciudad madrileña lo restauró y le dio el nombre de 'La posada de la villa'.

Este fue el origen de la icónica taberna del centro de la capital, un local por el que han pasado celebridades emblemáticas como Salma Hayek, Antonio Banderas o Sophia Loren, entre otros muchos. Ahora cogemos reserva para descubrir toda su historia y su asombroso sabor.

Molino de la villa, posada de la corte y restaurante. En pleno corazón del Madrid de los Austrias, 'La posada de la villa' es uno de los referentes del buen comer en Madrid. Aunque en otros tiempos contaba con más funciones. "Como su nombre dice es una posada en la que hace muchos se daba alojamiento y comidas", nos cuenta Antonio García Pino, responsable del establecimiento. De hecho, en la entrada todavía se guardan algunos de los números de las habitaciones.

No es hasta los años ochenta cuando Félix Colomo rescató el edificio, que, tras años de desuso, se hallaba en estado ruinoso. Ya en el 1982 es cuando se convierte en restaurante, la 'Posada de la villa'.

De este modo, nos hallamos ante uno de los centenarios restaurantes de Madrid. Un restaurante que trabaja una comida tradicional y sencilla, pero no por ello menos deliciosa. Los asados, como el cordero, son la especialidad de la casa. "El secreto es un buen horno de leña como el que tenemos aquí", nos explica César Rubio, el cocinero de la posada.

Y es que, atraídos por la fama de este cordero, pero también por otros platos como los callos o el pisto, este restaurante se ha convertido en parada obligatoria de numerosas estrellas nacionales e internacionales. "Personas del arte, de la cultura y de la política" han degustado las recetas del restaurante, nos cuenta Antonio.

Mejores Momentos

Programas Completos