El Gobierno propondrá a la exministra Dolores Delgado como fiscal general del Estado

El Gobierno propondrá a la exministra Dolores Delgado como fiscal general del Estado
Dolores Delgado |Telemadrid

El Gobierno propondrá la exministra de Justicia Dolores Delgado como nueva fiscal general del Estado, han confirmado a EFE fuentes del Gobierno.

Delgado, cuya propuesta ha adelantado este lunes la cadena Ser, sustituirá María José Segarra, que ocupaba el cargo desde junio 2018.

El jefe del Ejecutivo informó el pasado viernes a Delgado que no continuaría al frente de la cartera de Justicia que había asumido en junio de 2018. Este mismo lunes, Juan Carlos Campo tomó su relevo al frente del Ministerio.

Su nombramiento supone una decisión sin precedentes que permitirá a esta última saltar directamente del Ejecutivo a la cúpula del Ministerio Público, donde podrá controlar, entre otros asuntos, la fase de ejecución de la sentencia del 'procés' independentista en Cataluña al dirigir la labor de los fiscales del caso, en fase de ejecución tras dictarse la sentencia por sedición.

Su llegada a la Fiscalía General no es automática y deberá ser precedida de ciertos trámites que detalla tanto la Constitución como el Estatuto del Ministerio Fiscal.

Según ambas normas, Delgado deberá ser nombrada por el Rey una vez oído el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), y previa valoración de su idoneidad por la Comisión correspondiente del Congreso de los Diputados.

Ambos trámites se dirigen a chequear si el candidato cumple con determinados trámites formales, como ser jurista de reconocido prestigio con al menos quince años de ejercicio efectivo de su profesión, y no tienen capacidad real de vetar la decisión del Gobierno.

Una vez éstos pasos se cumplimenten, Delgado pasará directamente a dirigir el Ministerio Público, donde prima el principio de jerarquía. Y lo hace tras ocupar un puesto en el Gobierno desde el que dirigió la acción de la Abogacía del Estado, que en la causa del 'procés' se ha venido posicionando de forma discrepante a los criterios de los cuatro fiscales del caso: cambiando la petición de condena de rebelión por la de sedición -que fue la que obtuvo el aval del tribunal-, e informando después a favor de que el ex líder de ERC, Oriol Junqueras pudiera cumplimentar los trámites para ejercer de europarlamentario.

Una fiscal para "desjudicializar"

La posición de la Fiscalía en este asunto podría cambiar, ya que la elección de Delgado por Sánchez parece obedecer al objetivo de superación de la "deriva judicial" del conflicto independentista en Cataluña al que se comprometió presidente del Gobierno en el debate de investidura.

De hecho, el acuerdo pactado entre el PSOE y ERC subraya expresamente el "reconocimiento del conflicto político y la activación de la vía política para resolverlo". "Solo puede resolverse a través de cauces democráticos, mediante el diálogo, la negociación y el acuerdo, superando la judicialización del mismo", dice este documento.