Mercamadrid apuesta por las energías limpias y la economía circular

  • Mercamadrid presenta seis ejes directores de su proyecto para los fondos europeos Next Generation, con el objetivo de ser el primer mercado completamente circular de Europa
Rueda de prensa en Mercamadrid
Rueda de prensa en Mercamadrid |@Mercamadrid

Mercamadrid ha presentado este lunes los seis ejes del proyecto para los fondos europeos Next Generation, con el objetivo de ser el primer mercado completamente circular de Europa, al apostar por energías limpias y sostenibles, con medidas como la producción de energía solar en los 40.000 metros cuadrados de cubiertas.

En el acto de presentación, la vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, ha dicho que con este proyecto se pretende lograr "un mercado totalmente circular donde no exista la palabra residuo, donde todo se aproveche y además, con energías limpias".

Villacís ha estado acompañada por el concejal delegado de Innovación y Emprendimiento y presidente de Mercamadrid, Ángel Niño, y el presidente de la patronal madrileña CEIM, Miguel Garrido, entre otros.

El Ayuntamiento de Madrid y Mercasa son los accionistas mayoritarios de Mercamadrid, la mayor plataforma de distribución, comercialización, transformación y logística de alimentos frescos de España, ubicada en la capital.

En una nota de prensa, Mercamadrid explica que el objetivo del proyecto 'Mercamadrid circular. Ecosistema empresarial al servicio de la sociedad' es convertirlo en el primer mercado completamente circular de Europa. Según fuentes de Mercamadrid, aún no se sabe con certeza el monto de la inversión.

Para llevarlo a cabo, se plantean diferentes retos con base en el Plan Estratégico 2020-2022 que, aunque se vio afectado por la pandemia, logró ejecutar una inversión de 2,5 millones de euros, desplegó una red troncal de fibra y conectividad 5G y consiguió mejorar el control de accesos y los puntos de recarga para vehículos eléctricos.

En primer lugar, el "reto de la circularidad", apostando por energías limpias y sostenibles, con medidas como la producción de energía solar en los 40.000 metros cuadrados de cubiertas y el empleo de agua reciclada en tareas de limpieza exterior de las instalaciones.

También busca el "reto de la movilidad sostenible", basada en energías verdes como el hidrógeno o la eléctrica, promoviendo la producción propia y las infraestructuras necesarias para la puesta a disposición de las empresas de la cadena alimentaria, en un espacio donde cada noche confluyen más de 15.000 vehículos y 800 tráileres proveedores de mercancías.

Por otro lado, el "reto de la sostenibilidad y los residuos", avanzando en su valorización (obtención de materias primas a través del reciclaje), algo que ya se hace con el 50 % de los casos.

Los otros retos son la transformación digital y 5G, el de la "innovación en la cadena agroalimentaria", con la puesta en marcha de un centro pionero de conocimiento e innovación, con una superficie de 2.000 metros cuadrados, y el de la "integración social", apostando por la formación en restauración y gastronomía "como palancas de inserción social".