Ayuso: "No voy a acabar con Uber o Cabify como ha hecho Colau, en Madrid pueden convivir todos los modelos"

  • Sesión de Control al Gobierno regional en la Asamblea de Madrid
  • "Queremos que el sector del taxi esté liberalizado y que el ciudadano vuelva a reconectar con este servicio", ha añadido
La presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso
La presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso |TELEMADRID

En la Sesión de Control al Gobierno en el Pleno de la Asamblea de Madrid de este jueves la portavoz de Más Madrid, Mónica García le ha pedido a la presidenta regional Isabel Díaz Ayuso una valoración sobre los datos de empleo y que reconozca que gracias a la reforma laboral el paro está bajando.

Ayuso ha dicho que "ahora va a resultar que si los datos de empleo en Madrid van bien es gracias a Sánchez".

La presidenta ha recordado entre otras cifras que Madrid está a la cabeza del país en contratación indefinida.

Sobre las protestas de los taxistas, Ayuso ha afirmado que "el sector del taxi lo que queremos es que siga adelante y que cada vez esté más cerca de los ciudadanos. Queremos que los ciudadanos vuelvan a reconectar con el servicio público del taxi. Aquí pueden convivir todos los modelos y yo no le voy a decir al ciudadano de la Comunidad de Madrid que se acabe Uber o Cabify".

"Nosotros no queremos acabar con las VTCs, ni con la libertad de los ciudadanos en su movilidad. Lo que queremos es que el sector del taxi esté liberalizado y que pueda trabajar todos los días como los demás", ha añadido.

La portavoz adjunta de Unidas Podemos, Alejandra Jacinto ha preguntado a Díaz Ayuso, sobre si cree que está desarrollando políticas públicas responsables. Además le ha pedido que retire sus palabras de "su forma de ver la vida propia de malcriadas que aspiran a llegar solas y borrachas desprovistas de responsabilidad ni siquiera ante sus peores decisiones nos abochornan a la mayoría de mujeres" que según Jacinto "culpabilizan a las personas víctimas de agresiones sexuales" y lo que hacen es "alimentar la cultura de la violación".

Ayuso le ha respondido que "en la Comunidad de Madrid los libros de texto mientras yo sea presidenta estarán exentos del adoctrinamiento sectáreo al que usted quiere someter a la juventud madrileña y en especial a los mujeres a las que nos tratan como un rebaño". "No me va a dar usted lecciones de cómo ser mujer y cómo tengo que vivir. Soy igual que las demás y me enfrento a las mismas dificultades que las demás", ha añadido.

A continuación, la portavoz de Vox, Rocío Monasterio, le ha preguntado a la presidenta sobre que medidas va a tomar para adaptar la acción del Gobierno a la nueva realidad económica y política.

Monasterio ha acusado a Ayuso de impedir que salieran adelante medidas propuestas por Vox. "No son capaces de ver que es necesario bajar los impuestos hoy".

Ayuso le ha respondido que "todo lo que está haciendo mi gobierno no es improvisación. Usted ha aprobado unos presupuestos en la Comunidad de Madrid en los que ya se tienen en cuenta con planes de contingencia la situación que estamos viviendo". La presidenta ha apostado por seguir con una "política de bajada de impuestos de manera escalada y planificada".

Monasterio ha recordado los incidentes ocurridos en París en las calles en la final de la Champions y le ha dicho que "es lo que tendremos en Madrid si usted no toma medidas". Ayuso le ha reprochado la "política nefasta sobre inmigración" que defiende Vox.

Por su parte, el portavoz del PSOE, Juan Lobato, le ha pedido que le exija al alcalde José Luís Martínez Almeida que pida disculpas por referirse a la portavoz socialista, Mar Espinar como basura". Lobato le ha ofrecido comparar públicamente los modelos fiscales que propone el PSOE de Madrid con el del gobierno regional y le ha pedido que "se centre en Madrid, que es su trabajo".

Además Lobato ha preguntado sobre si tiene previsto plantear nuevos proyectos a desarrollar conjuntamente con otras administraciones.

Ayuso le ha recordado que en regiones socialistas como "la Comunidad Valenciana se pretende descapitalizar Madrid" y tapar los casos de corrupción en esa región no llevándolos al pleno autonómico. También le ha recordado la situación del castellano en Cataluña.

Ayuso ha defendido que en cualquier caso "tenemos que buscar sinergias con el Gobierno de la Nación pero éste no deja de arremeter contra la Comunidad de Madrid y su presidenta".

"Yo no le debo el escaño a Sánchez, y usted sí", le ha dicho a Lobato.

Recomendamos