Madrid capital prevé 83.000 empleos perdidos si el confinamiento se prolonga tres meses

Un obrero, durante su jornada laboral
Un obrero, durante su jornada laboral |EFE

El Ayuntamiento de Madrid prevé un aumento del paro del 5,4% este año tras dos meses de confinamiento por el coronavirus, que afectaría de forma directa a 60.500 empleos de la capital y a 108.000 de manera indirecta, siendo la hostelería y el comercio minorista los sectores más damnificados.La hostelería perdería 19.227 empleos (el 31,8% de la estimación total), el comercio minorista 6.850 empleos (11,3%), los servicios personales 3.425 afiliados menos (5,6%) y cultura 1.497 menos (2,5%).

La pérdida total de empleos directos podría elevarse a 83.000 si el confinamiento se prolonga durante tres meses, según el informe 'Efectos de la crisis del Covid-19 sobre el mercado laboral de la ciudad de Madrid' presentado este lunes en rueda de prensa telemática y elaborado por el Consistorio junto a Ceprede y el Colegio de Economistas de Madrid.

La vicealcaldesa, Begoña Villacís, ha explicado que el Ayuntamiento ha querido ser "hiperrealista y ver los brotes verdes justos", porque algunas empresas sí podrán recuperar los empleos perdidos en estos meses de confinamiento, pero otras no podrán hacerlo debido a que "no habrá suficiente consumo" y se enfrentarán a "un problema de liquidez".

El objetivo principal, ha subrayado Villacís, es que las "empresas resistan", con independencia de que hayan tenido que despedir a algunos trabajadores o que registren pérdidas, de ahí la importancia de garantizar que la "liquidez" llegue al tejido empresarial.

Es "importante" que las empresas "aguanten y se mantengan vivas"

En el mismo sentido, el delegado del Área de Gobierno de Economía, Innovación y Empleo, Miguel Angel Redondo, ha subrayado a importancia de que las empresas "aguanten y se mantengan vivas" porque son las que a medio y largo plazo pueden generar nuevo empleo.El informe tiene en cuenta las medidas de confinamiento, la paralización de los servicios sociales y la magnitud internacional de la pandemia y contempla un escenario en que no se actuase desde las administraciones, ni Ayuntamiento ni Comunidad de Madrid,y que no se recuperen una parte de los ERTE.

Retorno a la actividad

Precisamente este lunes la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha señalado que hay sectores que "van a permanecer con dificultades" hasta el próximo diciembre, pero ha evitado ahondar porque el retorno a la actividad, así como el ritmo, "corresponde a la autoridad sanitaria", competente en la decisión.

Sí ha recordado, en una entrevista concedida a la Radio Galega, que el pasado viernes se reunió la mesa de diálogo social, con patronal y sindicatos, para ver la situación de los ámbitos más "desfavorecidos" y las medidas que previsiblemente van a continuar, entre las cuales ha mentado los expedientes de regulación temporal de empleo y asimismo la fórmula del teletrabajo cuando sea posible.

"Es una obviedad", ha dicho, que hay un cierre de fronteras y que la navegación aérea sufre "limitaciones", por lo que en esta emisora ha aludido al turismo, a la hostelería y al mundo de la cultura, donde antes había grandes aforos en muchos casos, que ahora pueden permanecer durante más tiempo en un escenario de "fuerza mayor".