Ojo a los robos

En tan sólo unos segundos, son capaces de abrir cualquier cerradura. Se llama, "bumping", meten en la cerradura una llave maestra, le dan un golpe y la puerta se abre. Es uno de los métodos más utilizados por los ladrones, pero hay muchos otros.

Mejores Momentos

Programas Completos