El PSOE rechaza "experimentar" y pide a Iglesias aceptar su gobierno de cooperación

El PSOE rechaza "experimentar" y pide a Iglesias aceptar su gobierno de cooperación

El PSOE ha pedido este miércoles al secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, que acepte "la oferta razonable" de Pedro Sánchez para conformar un Gobierno de cooperación y ha rechazado una sesión de investidura "experimental".

De esta forma ha respondido el secretario general del PSOE en el Congreso, Rafael Simancas, al ser preguntado sobre la propuesta planteada por Iglesias en la que reta a Sánchez a someter a votación en el debate de investidura su propuesta de Gobierno de coalición con el compromiso de que si es rechazada, él cambiará de posición.

Simancas ha defendido que España necesita ya un Gobierno y ha rechazado la fórmula planteada por Iglesias con vistas al Pleno de investidura de los próximos días 22 y 23. "Planteamos una sesión de investidura definitiva, no experimental, que dé lugar a un Gobierno inmediato" porque los problemas de los españoles no pueden esperar más, ha dicho.

El Gobierno considera que Iglesias sigue sin moverse

El Gobierno considera que Unidas Podemos sigue sin moverse de su posición inicial de tener ministros en el Gobierno y espera acontecimientos para la semana próxima, cuando el candidato a la investidura, Pedro Sánchez, emprenda una nueva ronda de contactos con los partidos mayoritarios. Así se señala desde el círculo más próximo de Sánchez en La Moncloa.

El Gobierno no está dispuesto a atender la reclamación de Iglesias, a quien insta a abordar la negociación con seriedad y a ceder en su posición, dado que Sánchez ya se ha movido y ha pasado de defender gobernar en solitario a abrirse a que miembros de Podemos ocupen cargos intermedios en la Administración, fuera del Consejo de Ministros.

En el Gobierno sostienen que aún no han recibido una respuesta concreta de Podemos a su oferta y fían los próximos acontecimientos a la semana próxima, cuando Sánchez cite en Moncloa a los líderes de Podemos, PP y Ciudadanos.

El presidente de esta última formación, Albert Rivera, se ha autoexcluido de la ronda porque alega que no tiene nada nuevo que decirle a Sánchez en relación a su voto en la investidura, que será negativo.