la Mostra de Venecia, a favor de la igualdad sin cuotas

Se despliega la alfombra roja de la 75 edición del Festival de Venecia. Comienza con polémica. Solo una mujer compite por el León de Oro. Controversia también porque la Mostra admite por primera vez en competición las películas estrenadas en plataformas digitales.

El cineasta mexicano Guillermo del Toro y el presidente de la Biennale de Venecia, Paolo Baratta, se mostraron hoy a favor de luchar por la igualdad entre hombres y mujeres en el mundo de cine y del arte en general, pero no de imponer cuotas.

Del Toro, que preside este año el jurado de la competición oficial del Festival de Venecia, mostró su apoyo al objetivo de lograr un 50/50 en el mundo del cine para 2020, el punto principal de las reivindicaciones recogidas en la Carta por la paridad y la diversidad en el cine.

Una iniciativa de un colectivo francés que hoy defendió el cineasta mexicano, que consideró que la falta de mujeres es "un problema real que tenemos en la cultura en general"."Muchas voces tienen que ser escuchadas", afirmó Del Toro, que consideró que no se trata "de establecer cuotas".

"En este preciso momento -agregó- es extremadamente importante hacer que se oiga este tema y cuestionarse, por qué durante muchas décadas sino siglos, ha sido un asunto que no se ha tratado".En su opinión es un problema que debe ser resuelto en cada área de la cultura, en cada departamento del cine y señaló que él, como productor, en este momento está trabajando en cinco producciones y tres de ellas son dirigidas por mujeres.

UN JURADO IGUALITARIO: CINCO MUJERES Y CUATRO HOMBRES

Y también resaltó que este año en el Festival de Venecia, el jurado de la competición oficial que él preside, cuenta con cuatro hombres y cinco mujeres, aunque entre las películas que lucharán por el León de Oro solo hay una dirigida por una mujer, "The Nightingale", de la australiana Jennifer Kent."Se trata de sacar este asunto de forma significativa en toda conversación que sea significativa. Es mucho más que un gesto, es una necesidad", concluyó el mexicano.Mientras que Baratta explicó que de las películas que recibe Venecia para ser presentadas en la Mostra, solo un 21 por ciento son de realizadoras, una cifra baja.

Por ello reconoció que tienen que hacer "un examen más objetivo de la situación" y, aunque aseguró que está "absolutamente abierto" a cualquier propuesta, consideró que las cuotas no son la solución para el Festival de Venecia ni para el resto de las ramas del arte presentes en la Biennale.

"Hay un problema para las generaciones jóvenes en general, en todas las áreas, en arquitectura, el teatro, en todas las artes. Consideramos que hemos fallado y tenemos que hacer algo para mejorar la calidad y promover las oportunidades para que los más jóvenes tengan la oportunidad de crear obras de arte, ya sea en el cine, en la música, en el teatro...", agregó Barata.

En ese contexto se creó el Biennale College, para "tratar de ser un ejemplo de cómo ser activos como institución cultural al dar más oportunidades y mejores instrumentos a los jóvenes talentos".Un apartado presente en todas las áreas que cubre la Biennale y que en el caso del cine no es solo un taller, sino un programa para que el producto final pueda ser exhibido en el festival, destacó Baratta.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Cine