Madrid, en el centro de la guerra de espías

Madrid, en el centro de la guerra de espías

Interesantes novedades sobre el asalto a la embajada de Corea del Norte en Madrid en febrero. Dos de los asaltantes podrían pertenecer a la CIA. Buscaban información sensible del exembajador norcoreano en Madrid, un hombre clave en las negociaciones entre EEUU y Pyongag. Se trata de uno de los mayores casos de espionaje de los últimos años en Europa.

Diez hombres armados irrumpieron el pasado 22 de febrero en la embajada de Corea del Norte. Maniataron a los ocupantes, les pusieron bolsas en la cabeza, les golpearon y les interrogaron durante dos horas.

Los asaltantes escaparon en vehículos diplomáticos cuando llegó una patrulla. Tras analizar las cámaras de seguridad la Policía Nacional y el Centro Nacional de Inteligencia (CNI) identificaron a dos miembros del comando. Estarían vinculados a la CIA. Los otros ocho serían operativos surcoreanos.

Este grupo irrumpió en la embajada, ubicada en la periferia de la capital española, muy cerca de la sede del CNI, y se hicieron con varios ordenadores antes de huir.

Su objetivo era este hombre Kim Hyok Chol, exembajador norcoreano en España. Llegó en 2014, en teoría para promocionar el turismo en su país. Hasta visitó Terra Mítica para intentar copiar el parque temático. Pero los servicios de inteligencia siempre sospecharon que era un espía. Rajoy le expulsó en 2017. Kim Hyok Chol, que atribuyó su expulsión a la "diplomacia de sumisión" a Estados Unidos del Gobierno de Mariano Rajoy, es ahora uno de los principales interlocutores con la Administración de Donald Trump en las conversaciones que mantiene con el líder norcoreano, Kim Jong-un.

De hecho, forma parte del círculo íntimo del líder norcoreano, Kim Jon Un.

Antes de la cumbre entre Trump y Kim Jong-Un

El asalto a la embajada se produjo cinco días antes de la cumbre en Hanoi entre Trump y Kim Jong-Un para impulsar el desarme nuclear de Corea del Norte. Fue un fiasco. Los espías estarían buscando información sobre su programa armamentístico.

Una operación encubierta en suelo español sin autorización. De confirmarse que la CIA está detrás se trataría del caso de espionaje más grave en Europa de los últimos años.

El ministro de Asuntos Exteriores español, Josep Borrell, cuestionado al respecto, no quiso comentar la información. "No tenía ayer cuando salí de Madrid esta información que aparece en algún medio de comunicación. Desconozco su origen y su verosimilitud y, si la tuviera, no se la podría comentar", declaró Borrell a preguntas de Efe en una rueda de prensa en Belgrado.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Corea del Norte