La Comunidad recurrirá Madrid Central si no se paraliza en un plazo "razonable"

La Comunidad recurrirá Madrid Central si no se paraliza en un plazo "razonable"

El presidente regional, Ángel Garrido, ha insistido hoy en que llevará Madrid Central a los tribunales si el Ayuntamiento de la capital no paraliza en un plazo "razonable" este proyecto, que prevé restringir el tráfico en el centro de la ciudad a partir del 30 de noviembre.

En declaraciones a los medios Garrido ha pedido nuevamente al Consistorio parar un proyecto que, a su juicio, va a "provocar un mayor atasco y todavía más contaminación de la que tenemos"."Si no se hace en un plazo razonable, acudiremos a los tribunales porque no nos dejan otra alternativa", ha manifestado.

Además, ha comentado que en la capital hay "un atasco monumental y permanente" que achaca a "una mala gestión de la movilidad" por parte del Ayuntamiento, un "círculo vicioso" que cree que empeorará con Madrid Central.

El presidente considera que "la mejor forma de solucionar un problema es el diálogo y el consenso", pero opina que con el tema de Madrid Central el Ayuntamiento está "tomando el pelo" al Gobierno regional y a los "ciudadanos" porque asegura que no está respaldado con "estudios serios".

Al respecto, ha dicho que la única documentación que ha aportado el Consistorio es un decreto y una encuesta sobre movilidad "de 2004 fechada en octubre".

Garrido quiere "agotar la vía institucional" pero no está dispuesto a "hacer ninguna reunión para blanquear al Ayuntamiento de Madrid". "Si no tienen los estudios, que se lo digan a los madrileños", ha pedido.

SIN REUNIONES A LA ESPERA DE LOS ESTUDIOS

La Comunidad de Madrid no se reunirá más con el Ayuntamiento de la capital para abordar Madrid Central hasta que no reciban los estudios del proyecto, pese a que ambas administraciones acordaron la creación de una comisión técnica para evaluar el impacto y definir los refuerzos de transporte a desplegar con las restricciones al tráfico privado.

Por su parte, el vicepresidente de la Comunidad, Pedro Rollán, se ha reunido esta misma mañana con la Plataforma Afectados por Madrid Central, en la sede de su Consejería. "No se trata de un asunto menor, sino de un asunto crucial. Reiteramos la inmediata paralización al equipo de Manuela Carmena del proyecto por la improvisación y por lo chapuceros que están siendo", ha comenzando su intervención.

En este sentido, ha criticado que este mismo lunes se haya conocido, mediante una información del diario 'El Mundo', que el Consistorio se ha basado en un informe del Consorcio Regional de Transportes del año 2004 para diseñar el refuerzo del proyecto. "¡Anda que no ha cambiado la movilidad hasta la presente fecha!", ha trasladado Rollán.

El también consejero de Presidencia ha ironizado con que el Ejecutivo autonómico esperaba que la documentación del proyecto en papel se las trasladase, como mínimo, "un señor del Ayuntamiento con un palé y un metro cúbico de informes".

Para el vicepresidente, el Ayuntamiento está adoptando "una serie de medidas unilaterales que solo podrán beneficiar a unos pocos". En este punto, ha hecho hincapié en que en el distrito Centro, en el que se pondrá en marcha Madrid Central, Ahora Madrid recibió el 48 por ciento del apoyo. "Esta tomando medidas muy drásticas solo pensado en sus electores", ha subrayado.

A su parecer, se están poniendo peligro cuestiones tan importantes como "el suministro, el abastecimiento, la vida del barrio". "No hay nada más triste y más penoso que un barrio sin comercios, sin escaparates iluminados, sin actividad... Este puede ser sin lugar a dudas el mayor proyecto de gentrificación de la historia de Europa", ha remarcado. Una situación de la que el Gobierno regional no quiere ser "ni cómplice, ni espectadores".

Por su parte, uno de los portavoces de la Plataforma y también presidente de la Asociación de Hosteleros de la Plaza Mayor, José Antonio Aparicio, ha trasmitido su "preocupación" por el proyecto. "Intentamos que sea adecuado, acorde al consenso y no una mera imposición", ha desgranado.Y es que, entienden que Madrid Central se ha llevado a cabo "de manera improvisada". A su juicio, en línea con lo expresado por la Comunidad, una medida que restringe la movilidad en un ámbito de 450 hectáreas se debe abordar con los estudios pertinentes y los dispositivos tecnológicos que deberían facilitar el acceso de cualquier ciudadano a la capital deberían estar disponibles desde el primer día de su implantación.

Asimismo, ha avanzado que la semana que viene realizan una asamblea informativa entre los asociaciones para intercambiar los puntos de vista y a partir de ahí establecer un calendario de comunicación a la sociedad. También ha avanzado que se reunirán con el Defensor del Pueblo.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Madrid Central