Una almohada de avestruz para la siesta

21.10.2012

La hora de la siesta en el trabajo tiene una nueva cara gracias a una almohada que asemeja una escafandra y que permite esconder la cabeza.

Un curioso invento que facilita el descanso en cualquier lugar.

El japonés Key Portilla-Kawamura y el iraní Ali Ganjavian, fundadores de Studio Banana, idearon la 'Ostrich Pillow', una «almohada avestruz» que se coloca como una funda en la cabeza y permite dormir una siesta «más íntima y reparadora».

Según sus creadores, «el invento permite que la gente sea más productiva en el trabajo».