Villamanta: una pedazo de historia ligado al cine | Telemadrid – Radio Televisión Madrid

Villamanta: una pedazo de historia ligado al cine

Ruta 179

| 02.03.2016

Raúl queda con Juan Carlos en la antigua estación de Villamanta, plató de cine de algunas películas del género western en los años 60. Este vecino del pueblo es sapero de toda la vida y miembro de una asociación cultural que vela por conservar la historia de Villamanta.

El gentilicio de sapero se atribuyó a los pobladores de Villamanta por una leyenda que cuenta que en una época hubo una enfermedad con la que a la gente se le hinchaba la tripa y acababan muriendo como un sapo. Nos cuenta Juan Carlos que el edificio de la estación ahora es una casa privada pero que hasta 1970 pasaba una línea de tren que unía Madrid con el pueblo toledano de Almorox.

De niño, Juan Carlos jugó en este lugar con el hijo del jefe de estación y recuerda como se subían hasta la planta de arriba para ver como rodaban los americanos sus películas o como con pólvora pintaban sus nombres en el suelo para después darles fuego y que salieran llamas.

Recuerda y guarda todas las películas en las que sale su pueblo y algunas de las anécdotas que pudo presenciar en directo en los rodajes. Vivió como en Los 100 Rifles, con la diva Raquel Welch o Burt Reynolds, se rodó una escena en la que destrozaron una casa del pueblo cuando desviaron un tren, como otro tren descarriló en una de las películas, se quedó allí tirado durante un año y aún se conservan algunos de los desperfectos o que en 1969 a un vecino del pueblo le llegaban a pagar 500 pesetas por hacer de extra participando en rodajes como la secuela de Los 7 Magníficos.

Después de darnos esta clase magistral del cine rodado en Villamanta, acudimos a la Plaza del Rey Juan Carlos I, donde se encuentra el ayuntamiento, y que tiene este nombre desde que el antiguo ratificó una orden de Felipe IV, en la que concedió en el siglo XVII a Villamanta el privilegio de no tener que obedecer a ningún noble.

Por último nos enseña el antiguo hospital del siglo XVI para caminantes y gentes de la zona. Muy importante en su época ya que Villamanta siempre fue una zona de paso.