Las campanas mágicas de San Pedro el Viejo

El periodista Miguel Blanco nos habla de la Iglesia de San Pedro el Viejo. Es una de las iglesias más antiguas de Madrid, concretamente del siglo XIV. Su torre mudéjar pertenece a esta época y es lo único original que queda de la iglesia medieval. Pero no centramos en sus curiosidades y misterio, ¡que tiene muchos!

En esta iglesia llevaba a cabo sus exorcismos un extraño personaje llamado Andreini, un exorcista italiano que llenó de miedo las calles de Madrid de la época. Andreini llegó a ser capellán de esta iglesia y a él acudían parroquianos que

creían estar poseídos por el demonio. Se hizo tan famoso que hasta la Santa Inquisición tuvo que intervenir para detener el pánico que se había instalado en la ciudad. Justo antes de declarar ante el Santo Oficio, huyó de España y nunca más se supo de él.

Pero la iglesia de San Pedro tiene muchas más leyendas. Una tiene que ver con su campana. La construyeron tan grande que era imposible subirla al campanario. Lo intentaron varias veces pero no había forma así que decidieron dejarla apoyada en la pared. ¡Al día siguiente, la campana estaba misteriosamente colocada en la torre! A lo largo de la Historia, la campana ha sonado dos veces sola: la primera, fue para anunciar la muerte de Felipe II en el Monasterio de El Escorial y la segunda, cuando se produjo el levantamiento contra los franceses en 1808.