El contable de Nóos confiesa a la Fiscalía delitos de corrupción

03.07.2014

El que fuera contable del Instituto Nóos Marco Antonio Tejeiro ha alcanzado un acuerdo de conformidad con la Fiscalía Anticorrupción por el que confiesa que Aizoon, propiedad al 50 por ciento de la Infanta Cristina e Iñaki Urdangarin, tenía como finalidad desviarse a su favor los fondos que de forma ilícita percibió el Instituto Nóos de las Administraciones públicas.La confesión, la primera que se produce en el marco del caso Nóos, ha quedado plasmada en un escrito de ocho páginas, al que ha tenido acceso Europa Press, que este jueves ha entregado el fiscal Pedro Horrach al juez José Castro. Ambos han mantenido un encuentro de unos veinte minutos en el despacho del magistrado, el primero tras las desavenencias surgidas desde que el representante del Ministerio Público recurriera el auto por el que Castro puso fin a la instrucción de la causa.