Unas vistas de muerte

Unas vistas de muerte

¿Vivirías en un piso con vistas a sepulturas, nichos y panteones? La mayoría de los cementerios tienen su origen en el extrarradio de las poblaciones.

Sin embargo, el crecimiento urbanístico ha ido desplazando estos lugares de las afueras al interior de las grandes ciudades. En Madrid, en el distrito de Carabanchel, se encuentra el llamado Cementerio Británico, rodeado de viviendas pegadas a su tapia. Este peculiar camposanto se construyó a mediados del XIX, cuando las autoridades inglesas lograron el permiso de los gobernantes españoles para poder crear sus propios cementerios y dar entierro a todos los británicos no católicos que no podían ser enterrados en camposantos cristianos. Aunque a simple vista parece que vivir a poca distancia de un cementerio no es lo más apetecible, lo cierto es que los vecinos de esta zona ven muchas ventajas, entre otras, la tranquilidad.