El ayuntamiento lamenta las amenazas de Renfe y remarca que "no hay vuelta atrás" en Chamartín

La portavoz del Gobierno municipal, Rita Maestre, espera que se pueda hablar "con tranquilidad" sobre el desarrollo norte de Madrid tras las elecciones del 26 de junio y ha lamentado las "amenazas con intereses electoralistas", unas palabras que han estado precedidas por su reiteración, hasta en tres ocasiones, de que "no hay vuelta atrás" para la operación Chamartín.

"La operación Chamartín, como estaba concebida, fue desestimada por el Pleno con los votos de la mayoría de los concejales elegidos por los ciudadanos. No hay vuelta atrás. Es una decisión soberana del Pleno ya tomada", ha repetido la portavoz en la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno, que ha destacado igualmente el bloqueo de la operación durante 23 años.

Maestre ha sido preguntada por la información publicada por el diario El Mundo, que avanza que Renfe se plantearía dejar sus instalaciones en Madrid capital si no siguiera adelante la operación ya desestimada por acuerdo plenario.

La edil ha calificado de "grave" que se empleara con intencionalidad política una empresa pública como Renfe en el desarrollo norte de Madrid. "Espero que no se agiten amenazas con intereses electoralistas", ha lanzado. La concejala también espera que se hable de Madrid Puerta Norte "con más tranquilidad" una vez pasadas las elecciones, "salga el gobierno que salga".

Mejores Momentos

Más de Ministerio de Justicia