El SUP de Galicia dice que sí se informó del desplazamiento de los Riazor Blues

El comité federal territorial del Sindicato Unificado de Policía (SUP) en Galicia ha manifestado que, desde la Jefatura Superior de Policía en esta comunidad autónoma, se envió "en tiempo y forma" a la Oficina Nacional de Deportes el desplazamiento de "un mínimo" de 50 seguidores de Riazor Blues.

En un comunicado, y en relación a incidentes que acabaron con la vida del hincha del Dépor y miembro de los Riazor Blues Francisco José Romero Taboada, el SUP condena "de forma tajante los episodios de violencia vividos en las inmediaciones del Estadio Vicente Calderón", al tiempo que se solidariza con la familia del fallecido.

Por otra parte, defiende la labor llevada a cabo por los miembros del Cuerpo Nacional de Policía. En lo que respecta a la Jefatura Superior de Policía de Galicia, defiende el trabajo de los funcionarios encargados de remitir la información relativa al desplazamiento de aficionados desde A Coruña, "siendo enviada en tiempo y forma a la Oficina Nacional de Deportes", añade.

REMITIDA EL JUEVES

Sobre esta información, indica que se detallaba "el número de entradas vendidas por la Federación de Peñas de Deportivo de La Coruña (325), tanto a las peñas de A Coruña (215) como a dos peñas de Madrid (110), las vendidas por el RC Deportivo, el número autobuses y la previsión de desplazamiento de Riazor Blues a Madrid (mínimo 50 seguidores)".

Al respecto, el SUP precisa que esta información fue remitida el jueves, 27 de noviembre.

LA POLICIA DE MADRID DICE QUE NO TENIA CONSTANCIA DE LA QUEDADA

La Policía afirmó ayer que no tenía constancia de que decenas de ultras del Deportivo de La Coruña iban a llegar a Madrid con la intención de encontrarse con seguidores del Atlético, ya que se habían retado por WhatsApp y no por redes sociales, y además habían alquilado los autobuses en Lugo y llevaban un coche lanzadera, según han informado fuentes policiales.

Los investigadores sí tenían constancia de que unos treinta seguidores ultras del Deportivo habían adquirido entradas para ver el partido, pero no de que fuesen a desplazarse a Madrid en gran número o que se hubiesen retado con los seguidores del Atlético.

Sin embargo sí lo hicieron, en concreto 130 en dos autobuses que no fueron alquilados en Coruña, sino en Lugo -aunque les recogieron en su ciudad-, y en algún coche.

Además utilizaron al menos un vehículo "lanzadera" que viajaba delante de los autobuses para detectar si había presencia policial, todo ello con la intención de despistar a la Policía y poder llegar a Madrid varias horas antes del partido para encontrarse con los seguidos del Atlético, según las fuentes.

Mejores Momentos