Cifuentes responde a la oposición en la sesión de control al Gobierno

El Gobierno de la Comunidad de Madrid aprobará antes de final de año una nueva aportación de 10,7 millones de euros para financiar la renta mínima de inserción, una cifra que sumada a las aportaciones realizadas en las últimas semanas hará que en todo 2015 se hayan destinado un total de 121 millones.

Así lo ha anunciado la presidenta, Cristina Cifuentes, durante la sesión al Gobierno en la Asamblea en respuesta a una pregunta del portavoz del PP, Enrique Ossorio, donde ha subrayado que el mantenimiento de la RMI y la agilización de los trámites para cobrarla son dos de sus compromisos.

Para garantizar una suficiente dotación presupuestaria para la RMI, Cifuentes ha recordado que hace dos días el Consejo de Gobierno aprobó una ampliación del gasto para esta partida de 10,7 millones de euros, un "esfuerzo" que se suma a los 6 millones que ya fueron aprobados el pasado 8 de septiembre.

Y ha aprovechado para anunciar que antes de que termine este año el Consejo de Gobierno aprobará una nueva ampliación de gasto de otros 10,7 millones de euros, lo que hará que en todo 2015 se hayan destinado a la RMI 121 millones.

"Con todos estos recursos se va a poder garantizar la cobertura de las necesidades básicas de las familias madrileñas que están en una situación más vulnerable y desfavorecida", ha afirmado.

Respecto a los plazos para tramitar la RMI, Cifuentes ha recordado que su acuerdo de investidura con Ciudadanos prevé la agilización de los trámites para cobrarla para que "en ningún caso supere los tres meses", cuando en la actualidad es de cuatro.

Por su parte Enrique Ossorio ha recordado que Madrid es una de las tres únicas comunidades autónomas en las que la RMI "es un derecho subjetivo indefinido". Ossorio ha explicado que en la actualidad 26.000 familias se acogen a esta ayuda, y que desde que se creó se han beneficiado de ella 52.000 personas.

CIFUENTES Y GABILONDOS SE ECHAN EN CARA LOS PACTOS

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, ha reprochado al portavoz socialista Ángel Gabilondo, su apoyo en el Ayuntamiento a un gobierno que ha provocado "más suciedad y atascos", después de que este haya cuestionado el "idilio" de PP y Ciudadanos en el Ejecutivo regional.

Cifuentes y Galindo han entrecruzado acusaciones durante la sesión de control del pleno de la Asamblea de Madrid, en el que Gabilondo le ha pedido que haga balance de sus primeros cien días de Gobierno tras el pacto con Ciudadanos.

El portavoz socialista ha argumentado que, pese a la "escenificación" de diferencias de la que ha acusado a PP y Ciudadanos, existe "afinidad" entre esas formaciones en cuestiones de materia fiscal, patrimonio o Telemadrid, entre otras. "Ya se atisba un renovado idilio", ha ironizado en referencia a la negociación de los presupuestos.

En su respuesta, Cifuentes ha valorado el pacto de forma "muy positiva" y le ha espetado a Gabilondo que, hablando sobre acuerdos, debería decir cuál es su valoración sobre el pacto del PSOE con Ahora Madrid en el Ayuntamiento, que a su juicio ha causado "más suciedad", más atascos y ataques a la libertad de expresión y "rectificaciones permanentes".

Gabilondo ha cuestionado la afirmación de Cifuentes de que existe un "bloque opositor" en la Asamblea de Madrid conformado por su grupo, Podemos y Ciudadanos. A su juicio, PP y Ciudadanos "votan en bloque" y van "mejorando" en afinidad en asuntos fiscales y de patrimonio, en la reforma de Telemadrid o la venta de las viviendas del Ivima.

El portavoz del grupo socialista también ha ironizado con que, al ritmo de cumplimiento del programa y del pacto con Ciudadanos que esgrime Cifuentes, la legislatura se habrá completado cuando hayan pasado tres meses más.

Tras insistir en que existe "unidad de acción" en temas relevantes entre PP y Ciudadanos, Gabilondo ha advertido de que su grupo no va a avalar "intereses compartidos" que esas dos formaciones "acotan en reuniones previas".

Mejores Momentos