Los socialistas ponen en marcha a partir de hoy la maquinaria para designar al sucesor de Alfredo Pérez Rubalcaba al frente del

Este lunes se reúne la Ejecutiva Federal para aprobar un reglamento que permita a los militantes, por primera vez, votar para elegir a su secretario general. De la lista de nombres que en los últimos días han sonado para el puesto, este domingo se caía el de Carme Chacón, que ha decidido que no competirá en la carrera a la secretaría general. De momento, el único que ha dado un paso al frente ha sido el sevillano José Antonio Pérez Tapias, militante de Izquierda Socialista.

A falta de conocer los detalles del reglamento, serán los militantes los que voten al nuevo secretario general. Posteriormente, la dirección que salga del Congreso de julio convocará primarias abiertas para elegir al candidato a las próximas elecciones generales. La metodología elegida no ha gustado a la exministra de Defensa quien, en una carta abierta a los militantes y simpatizantes socialistas, anunciaba este domingo que renuncia a liderar el partido para no contribuir a la ceremonia de la confusión que supone, a su juicio, la consulta no vinculante abierta a todos los militantes para elegir al sucesor de Rubalcaba en vez de la celebración de primarias abiertas como en su día aprobó el partido. Otros dos de los posibles aspirantes, los diputados Eduardo Madina y Pedro Sánchez si se han felicitado por la decisión de que sean los militantes los que hablen. Madina lo hacía a través de las redes sociales mientras que el madrileño se manifestaba en estos términos en un acto del PSC en Sabadell

Mejores Momentos