Linde apunta a la liquidación de entidades nacionalizadas "sin pulso" y vender el resto.

Linde asume que España tiene una capacidad limitada de actuación.

Mejores Momentos