Fernández Díaz preside un acto del 11-M marcado por la unión de víctimas y partidos

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, dijo en Madrid, durante la entrega en el Teatro Real de condecoraciones a 365 víctimas del 11-M, que con este acto habían querido lanzar "un mensaje a los españoles y al mundo de que las personas que han sido víctimas de la crueldad y del horror terrorista deben permanecer para siempre en nuestro recuerdo".

Fernández Díaz hizo esta afirmación durante un acto en el que, por primera vez, estuvieron juntas todas las asociaciones de víctimas. También acudieron, entre otras autoridades, la alcaldesa de Madrid, Ana Botella; la delegada del Gobierno Cristina Cifuentes; el fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce; y la portavoz del PSOE en el Congreso, Soraya Rodríguez.

Durante su intervención, el ministro dijo que las víctimas del terrorismo, y en concreto las del 11-M, "saben que pueden contar con el total reconocimiento y apoyo del Gobierno de España, ya que su presencia constante en nuestra labor diaria como gobernantes y, por extensión, en nuestras vidas como personas nos hará mejores a todos".

Mejores Momentos