Embaladores

24.02.2017

Un grupo de ciudadanos bulgaros y marroquíes llevan años en el aeropuerto de Madrid Barajas plastificando maletas de forma ilegal. Cobran entre dos y cinco euros, la mitad de lo que cuesta hacerlo en las empresas legales que operan en el aeropuerto. Estos plastificadores ilegales tampoco ofrecen seguro y realizan su trabajo evitando a la Policia que vigila las instalaciones.