El níscalo parasitado, una delicia desconocida

El níscalo, mízcalo o rovellón (lactarius deliciosus) es una de las setas más populares. Sin embargo, cuando es parasitado por un hongo llamado hypomices, pierde su reconocible forma y, a pesar de convertirlo en una masa un tanto informe, lo cierto es que mejora su calidad culinaria al aportarle una consistencia más compacta.