El futuro del motocross

17.11.2016

El piloto gallego Jorge Prado, de quince años. Prado vive en Lommel, localidad belga a la que su familia decidió trasladarse hace cuatro años para que pudiera entrenar con los mejores pilotos internacionales, se aclimatara a los difíciles circuitos de arena y estuviera cerca de la estructura de su equipo, Red Bull-KTM. En la misma localidad que vive, Prado tomó la alternativa en el Mundial, en el Gran Premio de Bélgica, y comenzó a familiarizarse con una categoría en la que espera competir desde el inicio en el 2017.